13 de noviembre de 2008

UNICEF apuesta por la colaboración empresarial para erradicar el tétanos neonatal a nivel mundial en el año 2012

Más de 180.000 millones de niños en todo el mundo mueren al año de esta enfermedad, que acaba con la vida de 30.000 madres

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

La colaboración entre UNICEF y las empresas privadas podría eliminar el tétanos neonatal en todo el mundo en el año 2012, según aseguró hoy el oficial superior de Salud Especialista en Tétanos de la Madre y Neonatal de UNICEF, el doctor François Gasse, que insistió en la importancia de las alianzas público-privadas para poner fin a esta lacra.

Por este motivo, se presentó en Madrid la campaña 'Un envase = Una vacuna", una iniciativa que Dodot pone en marcha por segundo año consecutivo y que, bajo el lema 'Juntos podemos eliminar el tétanos neonatal', colabora con UNICEF donando una vacuna por cada envase de productos de esta marca que adquieran los padres y madres hasta el mes de diciembre. En la anterior campaña, Dodot logró donar 8 millones de vacunas.

Según Gasse, conocido popularmente como el 'Doctor Tétanos', actualmente esta enfermedad mata al año a más de 180.000 niños de todo el mundo y 30.000 madres, especialmente en países en vías de desarrollo, siendo los más afectados India y Nigeria. En todo el mundo, existen un total de 46 países donde aún se registran casos de tétanos neonatal.

Gasse lamentó la alta mortalidad registrada a nivel mundial por una dolencia que se puede prevenir "con la administración de una sencilla vacuna". "Es inaceptable que, 70 años después de haberse descubierto la vacuna del tétanos neonatal, todavía hayan 100 millones de personas que estén en riesgo de contraer esta enfermedad", aseveró.

CAMBIAR LAS COSTUMBRES

El experto señaló que "el desafío actual pasa por el compromiso político de los gobernantes de los países afectados". Asimismo, apostó por cambiar "las costumbres y tradiciones para lograr la victoria a largo plazo".

El tétanos neonatal se produce como consecuencia de la introducción de esporas tetánicas a través del corte del cordón umbilical sin medidas higiénicas. La enfermedad se conoce como el 'asesino silencioso' ya que el enfermo no puede manifestar dolor, ni llorar, como consecuencia de la inmovilidad muscular que sufre, y acaba muriendo de forma silenciosa.

Para prevenir el tétanos neonatal, Gasse recordó que sólo se necesita administrar una vacuna en tres dosis --cuyo coste por unidad ronda los 5 céntimos de euros-- a las mujeres embarazadas. Con esta vacuna, se inmuniza a la madre y al feto para el momento del parto, que es cuando se produce la infección.