13 de mayo de 2019

Las tasas de detección de cáncer disminuyen cuando los pacientes visitan a los médicos más tarde en el día

Las tasas de detección de cáncer disminuyen cuando los pacientes visitan a los médicos más tarde en el día
RADIOLOGICAL SOCIETY OF NORTH AMERICA - ARCHIVO

MADRID, 13 May. (EUROPA PRESS) -

Según un nuevo estudio realizado por investigadores de la Escuela de Medicina Perelman y la Escuela Wharton, ambas de la Universidad de Pensilvania, en Estados Unidos, en comparación con los pacientes que acuden a su médico de atención primaria más temprano en el día, los índices de cribado del cáncer disminuyen significativamente a medida que avanza el día.

Los investigadores, cuyos hallazgos se publican este viernes en 'JAMA Network Open', creen que estas tasas de disminución pueden deberse en parte a la "fatiga de decisión", que resulta de la carga acumulativa de los debates sobre detección al comienzo del día, y los retrasos en los ocupados horarios de los médicos.

"Nuestros hallazgos sugieren que las futuras intervenciones dirigidas a las mejoras en la detección del cáncer podrían centrarse en la hora del día como un factor importante para influir en los comportamientos", apunta la autora principal del estudio, Esther Hsiang, estudiante de 'Wharton Business School' e investigadora de la Unidad de Empuje de 'Penn Medicine', en Estados Unidos.

"Creemos que la tendencia a la baja de las peticiones puede ser el resultado de 'fatiga de decisión', donde las personas pueden estar menos dispuestas a considerar una nueva decisión después de haberlas tomado todo el día. También puede deberse a que los clínicos sobrecargados ven atrasada su agenda a medida que avanza el día", apunta.

Los científicos encontraron que, entre los pacientes candidatos, los médicos de atención primaria ordenaron la detección del cáncer de mama con más frecuencia para los pacientes atendidos a las 8 a.m. (64 por ciento) en comparación con los que tenían citas a las 5 p.m. (48 por ciento). De manera similar, para las pruebas de detección de cáncer de colon, también se solicitaron con más frecuencia para los pacientes de 8 a.m. (37 por ciento) frente a los que llegaron más tarde en el día (23 por ciento).

Al examinar los datos de entre 2014 y 2016 en 33 prácticas de atención primaria de Pensilvania y Nueva Jersey, Estados Unidos, los investigadores encontraron que las tasas de solicitudes tuvieron efectos de gran alcance. Al observar a toda la población candidata para las pruebas de detección en estas prácticas (aproximadamente 19.000 para el cáncer de mama y 33.000 para el cáncer colorrectal), los científicos rastrearon si los pacientes completaron una prueba de cribado dentro del año posterior a su cita. Los datos mostraron que la tendencia a la baja está vinculada con el calendario de las citas pospuestas.

El examen de detección de cáncer de mama, que incluyó mamografías, alcanzó una tasa de finalización anual del 33 por ciento para toda la población candidata que tuvo su cita a las 8 a.m. Pero para aquellas que tuvieron visitas clínicas a las 5 p.m. o más tarde, solo el 18 por ciento completó las proyecciones. Para el cáncer colorrectal, el 28 por ciento de los pacientes con citas a las 8 a.m. completaron los exámenes de detección, como colonoscopias, sigmoidoscopias y análisis de sangre fecal oculta. Ese número se redujo al 18 por ciento para los pacientes que vieron al médico a las 5 p.m. o después.

LA HORA DEL DÍA Y LA FATIGA POR DECISIÓN AFECTAN A LA ATENCIÓN DEL PACIENTE

Los resultados de la finalización de un año proyectan largas sombras. Aunque es posible que los médicos simplemente estén aplazando las discusiones sobre exámenes de detección para futuras citas, se supone que la decisión se tomará la próxima vez. Además, estos tipos de pruebas de detección de cáncer también requieren la coordinación con un departamento diferente y otra visita por parte del paciente, lo que brinda varias oportunidades para nuevos fallos en la evaluación.

Los autores del trabajo también observaron que, aunque las tasas de pedidos disminuyeron a medida que avanzaba el día, hubo un breve aumento en las solicitudes de detección de cáncer de mama y de colon cuando los pacientes consultaron a su médico a mediodía. Por ejemplo, las órdenes de detección de cáncer de mama bajaron a 48,7 por ciento a las 11 a.m., pero aumentaron a 56,2 por ciento alrededor del mediodía, antes de caer gradualmente de nuevo. Esta tendencia también se mantuvo para las tasas de finalización de un año. El equipo del estudio sugiere que esto puede deberse a las pausas para el almuerzo que brindan a los médicos la oportunidad de ponerse al día y comenzar de nuevo.

Se observó una tendencia a la baja en los resultados por hora en un estudio en 2018 que examinó las tasas de vacunación contra la gripe en el momento del día en que los pacientes vieron a un médico clínico. En ese estudio, se incorporó un "empujón" en el sistema que obligó a los médicos a aceptar o rechazar una orden de vacunación contra la gripe, lo que ayudó a estimular un incremento de las vacunas en casi un 20 por ciento, en comparación con los pacientes con médicos que no fueron animados a ello.

"Nuestro nuevo estudio se suma a la creciente evidencia de que la hora del día y la fatiga por decisión afectan la atención del paciente", afirma Mitesh Patel, director de la Unidad de Empuje de 'Penn Medicine' y profesor asistente de Medicina. "En trabajos anteriores, hemos encontrado que los impulsos en el registro de salud electrónico se pueden utilizar para abordar este tipo de brechas en la atención, que sospechamos que será el caso aquí. Las investigaciones futuras podrían evaluar cómo se pueden implementar los empujoncitos para mejorar la detección del cáncer"

Contador

Para leer más


Lo más leído