25 de septiembre de 2014

Un 'shock' hipovolémico y un fallo multiorgánico, causas principales en las muertes por ébola

Un 'shock' hipovolémico y un fallo multiorgánico, causas principales en las muertes por ébola
NIAID/FLICKR

MADRID, 25 Sep. (EUROPA PRESS) -

Las personas que contraen el virus del ébola suelen morir por un 'shock' hipovolémico y un fallo multiorgánico al que acompaña una diseminación de coágulos por todo el sistema vascular, afectando especialmente al hígado.

Así es como lo aseguró el jefe del servicio de Microbiología e Inmunología del Hospital Clínico Universitario de Valladolid, Raúl Ortiz de Lejarazu Leonardo, cuando falleció el sacerdote español Miguel Pajares, el pasado mes de agosto.

Esta enfermedad, que también se ha cobrado la vida del sacerdote español Manuel García Viejo, suele cursar con síntomas que empiezan con fiebre brusca, escalofríos, dolores de cabeza, mialgias, náuseas y vómitos, dolor abdominal, diarrea, dolor torácico, tos y faringitis.

Una vez que han aparecido estos síntomas, es frecuente la aparición de cuadros de somnolencia, delirio y, en los casos más graves, el coma. Además, a medida que progresa la enfermedad aparecen los primeros síntomas hemorrágicos en el individuo, tanto a nivel epitelial como en mucosas, generándose petequias y hematomas en zonas donde ha habido punciones con agujas hipodérmicas.

Para leer más