25 de enero de 2019

El riesgo de suicidio en personas con obesidad se incrementa tras las cirugías

El riesgo de suicidio en personas con obesidad se incrementa tras las cirugías
PIXABAY / TEROVESALAINEN - ARCHIVO

MADRID, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

El riesgo de suicidio y autolesiones en personas con obesidad se incrementan durante el proceso posoperatorio tras una cirugía bariátrica, según se ha puesto de manifiesto durante el III Simposio del Grupo Gallego de Tratamiento de la Obesidad Grave (GGTOG).

Además, también se ha abordado que otras investigaciones constatan cambios en las relaciones interpersonales después de la cirugía bariátrica y aumentan el número de separaciones y divorcios. En este sentido, durante la cita se ha insistido en la necesidad de un seguimiento cercano a nivel psiquiátrico del paciente.

Otros aspectos psicológicos en casos de cirugía bariátrica o grandes pérdidas de peso tratados son los comportamientos adictivos en la obesidad y tras la cirugía.

Esta consideración ha conducido a una nueva línea de investigación que encuentra similitudes en la actividad cerebral de individuos adictos a las drogas y obesos. En concreto, en una disminución del número de receptores D2 de dopamina, vinculados a los circuitos de placer y recompensa. Como consecuencia, hay propuestas para considerar la obesidad como una enfermedad psiquiátrica.

Por otra parte, la mayor parte de los estudios confirman que la frecuencia de consumo de alcohol y drogas en personas obesas es similar a la de la población general, si bien tras la cirugía bariátrica existe un cierto riesgo de aumento del consumo. "Es importante vigilar este riegso en el seguimiento posoperatorio", ha apuntado el psiquiatra Carlos Delgado-Calvete.

CIRUGÍAS SEGURAS

Las cirugías para intervenir en el tratamiento de la obesidad grave también se han abordado durante la jornada. Debe ser realizadas "por un equipo multidisciplinario y el tratamiento se debe controlar de por vida, con el paciente en el centro de la terapia", según el miembro del equipo de Cirugía de la Obesidad del Hospital Clínico Universitario de Santiago, Javier Baltar.

Según sus estimaciones, el exceso de peso perdido tras las intervenciones varía en función de las técnicas. Se pierde un 47 por ciento de peso tras banda gástrica; un 60 por ciento tras gastrectomía vertical; 68 por ciento tras bypass gástrico y 80 por ciento tras cruce duodenal.

Además, según ha explicado el doctor, todas se realizan con laparoscopia con una morbilidad y mortalidad mínimas, inferior al 0,5 por ciento. Asimismo, con estas operaciones se logra resolver con la diabetes tipo 2 entre el 50 y 98 por ciento de los casos dependiendo de la técnica empleada, según se ha manifestado en la jornada.

"IMPORTANTE PAPEL" DE ATENCIÓN PRIMARIA

El coordinador nacional del Grupo de Nutrición de la Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), el doctor José Manuel Fernández, ha valorado la obesidad como un "reto" para cualquier tiepo de sistema de salud.

Seis de cada diez españoles tienen un peso excesivo que afecta a su salud cardiovascular y tiene incidencia en distintos tipos de cáncer. Al respecto, Fernández ha destacado "el importante papel" de la Atención Primaria para el abordaje de la obesidad.

Se refiere a "educación sanitaria de la población en habitos de vida saludables, pilar fundamental de la prevención y tratamiento", ha afirmado. Asimismo, "tras la cirugía bariátrica, el médico de familia es el recurso más adecuado para analizar complicaciones específicas como estados carenciales vitamínicos o minerales, síndromes de vómitos o diarreas, desnutricion y control del estado mental", ha concluido Fernández.