El parásito de la enfermedad del sueño utiliza múltiples vías metabólicas

El parásito de la enfermedad del sueño utiliza múltiples vías metabólicas
28 de diciembre de 2018 EUROPA PRESS/FUNDACIÓN DESCUBRE - ARCHIVO

MADRID, 28 Dic. (EUROPA PRESS) -

Los protozoos parásitos llamados tripanosomas sintetizan azúcares usando una vía metabólica inesperada llamada gluconeogénesis, según un estudio que se publica este jueves en la revista de acceso abierto 'PLOS Pathogens' por David Horn, de la Universidad de Dundee, en Reino Unido. Los autores señalan que esta flexibilidad metabólica puede ser esencial para la adaptación a las condiciones ambientales y la supervivencia en tejidos huéspedes de mamíferos.

Los tripanosomas causan la enfermedad del sueño en humanos y las tripanosomiasis africanas animales, que son una gama de enfermedades tropicales devastadoras pero desatendidas que afectan al ganado, a otros animales y a los caballos. En la etapa mamífera, el parásito circula en el torrente sanguíneo, un ambiente rico en nutrientes con temperatura y pH constantes y una alta concentración de glucosa.

Se cree que los tripanosomas africanos en forma de flujo sanguíneo dependen exclusivamente de una vía metabólica llamada glucólisis, que utiliza la glucosa como sustrato, para la producción de ATP. En contraste con esta visión, Horn y sus colegas muestran que los tripanosomas en forma de flujo sanguíneo pueden usar glicerol para la producción de ATP y para la gluconeogénesis, una vía metabólica que resulta en la generación de glucosa a partir de sustratos de carbono que no son carbohidratos.

Los autores mostraron que incluso los parásitos de tipo salvaje, que se cultivan en presencia de glucosa y glicerol, usan ambos sustratos y tienen gluconeogénesis activa. Además, los parásitos infecciosos de los mamíferos ensamblan una capa de glicoproteína de superficie densa, cuyos componentes de glicano incorporan carbonos de glicerol.

Por lo tanto, la gluconeogénesis puede usarse para impulsar el metabolismo y la biosíntesis de metabolitos. Los resultados revelan que los tripanosomas exhiben flexibilidad metabólica y adaptabilidad, que probablemente se requiera para la supervivencia en múltiples entornos de tejido huésped. Según los autores, debe considerarse este hallazgo cuando se diseñan terapias dirigidas metabólicamente.

Los autores agregan: "Los hallazgos desafían un dogma que ha persistido durante más de 30 años; que estos parásitos dependen únicamente de la glucosa y la glucólisis para la producción de energía en sus huéspedes mamíferos".

Contador

Lo más leído