11 de diciembre de 2012

Medio millón de españoles padece úlceras venosas en las piernas, especialmente los mayores de 65 años

Medio millón de españoles padece úlceras venosas en las piernas, especialmente los mayores de 65 años
DOCORCOMUNICACION

MADRID, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

Medio millón de españoles padece úlceras venosas en las piernas, especialmente las personas mayores de 65 años, según ha mostrado un estudio en el que han participado 16.770 pacientes de Atención Primaria, y en el que se ha constatado que las úlceras venosas constituyen el trastorno más limitante y con más repercusiones económicas sobre la salud y las bajas laborales de la insuficiencia venosa crónica.

Este dato ha sido puesto de manifiesto por la vocal de Atención Primaria del Capítulo Español de Flebología y Linfología de la Sociedad Española de Angiología y Cirugía Vascular, Lourdes Reina, en cuya revista ha sido publicado el estudio.

En este sentido, Reina ha puesto de manifiesto que las úlceras venosas son más frecuentes en las mujeres y se caracterizan por ser "muy dolorosas, invalidantes, dejan secuelas y afectan en gran medida a la calidad de vida de los pacientes". Además, son responsables de un número muy considerable de bajas laborales y producen un enorme gasto sanitario, sobre todo en personal de enfermería que realiza las curas.

"La evidencia científica ha mostrado claramente que la alta compresión es el tratamiento más eficaz en la úlcera venosa", ha comentado la especialista, tras lamentar que "la formación en la terapia compresiva es inexistente en los estudios de medicina, y escasa en el postgrado de las distintas especialidades que manejan este tipo de pacientes".

Por ello, se ha creado el curso 'Terapia compresiva en el tratamiento de la úlcera venosa de miembro inferior', organizado por el Hospital Central Cruz Roja de Madrid y avalado por el Capítulo Español de Flebología y Linfología, con el objetivo de que los alumnos realicen "fácilmente" una evaluación correcta del paciente y de la úlcera, para determinar si se trata de una úlcera venosa o mixta, y evaluar si existe alguna contraindicación para hacer una terapia con alta compresión mediante la evaluación clínica y la realización de un índice tobillo-brazo.

Asimismo, este curso pretende enseñar a derivar lo antes posible al especialista en Angiología y Cirugía Vascular para realizar un ecodóppler venoso que confirme la etiología venosa y la extensión y naturaleza de la misma y haga una estrategia de tratamiento con compresión externa, curas locales y tratamiento quirúrgico y/o escleroterapia de la insuficiencia venosa en los casos indicados y en el momento apropiado".

"De esta forma se puede instaurar cuanto antes la terapia con alta compresión y conseguir con ello una rápida cicatrización de la úlcera evitando así el dolor, la limitación de la calidad de vida, lograr la vuelta a la vida habitual, evitar complicaciones --infecciones--, evitar secuelas irreversibles que producen empeoramiento de su clínica y que aumentan a su vez el riesgo de recaída de la úlcera y limitar con todo ello el enorme gasto sanitario y los costes indirectos que conlleva todo esto", ha explicado la experta.

Por otra parte, en el curso además de médicos especialistas de Angiología y Cirugía Vascular, forma parte del cuerpo docente la responsable de enfermería de las Consultas Externas del Servicio de Angiología y Cirugía Vascular del Hospital Central de la Cruz Roja de Madrid, Aurora Villalba.

"El importante papel que desempeña la enfermería en el cuidado de las úlceras venosas, junto al trabajo con los médicos especialistas en Angiología y Cirugía Vascular, hace que este curso esté dirigido no sólo a médicos de otras especialidades, sino también a profesionales de enfermería de Atención Primaria, hospitales de día, atención domiciliaria, atención sociosanitaria y atención especializada", ha zanjado Villalba.