8 de marzo de 2012

Más de dos millones de mujeres mayores de 50 años sufren osteoporosis

Más de dos millones de mujeres mayores de 50 años sufren osteoporosis
EUROPA PRESS

MADRID, 8 Mar. (EUROPA PRESS) -

Con motivo del Día Internacional de la Mujer, que se celebra este jueves, la Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM) ha querido recordar las consecuencias de la osteoporosis, una enfermedad de género que afecta a más de dos millones de mujeres.

Desde la asociación, recuerda que con la llegada de la menopausia se dan una serie de trastornos que pueden afectar al bienestar de la mujer, entre ellos se encuentra la pérdida de masa ósea, que suele reducirse entre un 2 y un 3 por ciento cada año desde la aparición de la menopausia y hasta edades muy avanzadas, dependiendo de diversos factores como la absorción de calcio, niveles de vitamina D o la existencia de enfermedades concomitantes.

La perdida de masa ósea, comenta el doctor Rafael Sánchez Borrego, presidente de la AEEM, "es la principal consecuencia de la osteoporosis". De hecho, añade el doctor Plácido Llaneza, miembro de la Junta Directiva de la AEEM, "alrededor del 9 por ciento de mujeres de entre los 50 y 59 años padece esta patología, mientras que este porcentaje se eleva hasta el 70 por ciento al hablar de féminas de entre 70 y 80 años", comenta.

Como consecuencia de la pérdida de masa ósea se eleva el riesgo de fracturas, hasta el 40 por ciento de las mujeres mayores de 50 años pueden llegar a desarrollar una fractura osteoporótica a lo largo de su vida, mientras que una de cada tres mayores de 80 años sufrirá una fractura de cadera, lo que eleva de forma considerable el índice de mortalidad, ya que el 24 por ciento de las personas que han padecido una fractura de cadera muere durante el año siguiente.

Estos expertos recuerdan que la prevención debe empezar antes de quede comience el climaterio intentando mejorar la masa ósea con una buena alimentación y hábitos de vida saludables durante la infancia y la juventud.

Así, el doctor Llaneza aconseja que en épocas de pérdidas aceleradas como el embarazo o lactancia, se trate de conservar la masa ósea mejorando la alimentación, haciendo ejercicio y eliminando los hábitos tóxicos. A nivel de protección secundaria, muchos expertos se plantean el tratamiento de la osteopenia, que es el estadio previo a la osteoporosis y, por lo tanto, debería tratarse para evitar que ésta se llegue a desarrollar.

Respecto al tratamiento, actualmente existe un gran abanico de fármacos capaces de inhibir la reabsorción ósea y de estimular la formación del hueso, "aunque en cualquier caso deben ser prescritos por el médico de forma individualizada a cada mujer", advierte este experto, quien lamenta que, "pese a la alta efectividad de los actuales tratamientos farmacológicos, la adherencia de los pacientes continúa siendo baja".