18 de junio de 2019

Una investigación demuestra que hay dos vías distintas en el cerebro que permiten ver el movimiento en tres dimensiones

Una investigación demuestra que hay dos vías distintas en el cerebro que permiten ver el movimiento en tres dimensiones
PIXABAY / IKBBB - ARCHIVO

MADRID, 18 Jun. (EUROPA PRESS) -

Científicos de la Universidad de York (Reino Unido) han demostrado que hay dos vías distintas en el cerebro que permiten ver el movimiento en tres dimensiones (3D), las cuales permiten a las personas realizar una amplia gama de tareas como, por ejemplo, atrapar una pelota o esquivarlo.

Mucho de lo que los científicos saben sobre el movimiento en 3D proviene de la comparación de las señales "estereoscópicas" generadas por los ojos de una persona, pero la forma exacta en la que el cerebro procesa estas señales todavía se desconoce.

Sin embargo, en el nuevo trabajo, publicado en la revista 'Proceedings of the National Academy of Sciences', los expertos han descubierto que las señales de movimiento en 3D se separan en dos vías en el cerebro en una etapa temprana de la transmisión de imágenes entre los ojos y el cerebro.

"Sabemos que tenemos dos señales de nuestro sistema visual que ayudan al cerebro a calcular el movimiento en 3D: una es una señal rápida y la otra es una señal lenta. Al utilizar la tecnología de imágenes cerebrales, pudimos ver que dos señales de movimiento 3D se separan en dos vías distintas en el cerebro, lo que permite que la información se extraiga simultáneamente e indica al sistema visual que se encuentra con un objeto 3D en movimiento", han explicado los científicos.

El equipo de investigación había demostrado previamente que las personas con síndrome de 'ojo vago' aún podían ver las señales de movimiento 3D "rápidas", a pesar de tener una visión 3D muy pobre. Ahora que los científicos comprenden cómo funciona esta vía, existe la posibilidad de desarrollar pruebas para medir y monitorear terapias dirigidas a curar esta enfermedad.

"También nos sorprendió ver un vínculo entre las señales de movimiento 3D y cómo el cerebro recibe información sobre el color. Ahora creemos que el color puede ser más importante en este tipo de procesamiento visual de lo que pensábamos anteriormente", han zanjado los expertos.