¿Qué es la inmunoterapia oncológica, ganadora del último Nobel de Medicina?

¿Qué es la inmunoterapia oncológica, ganadora del último Nobel de Medicina?
30 de noviembre de 2018 GETTY IMAGES / POBA

MADRID, 30 Nov. (EDIZIONES) -

El pasado mes de octubre se fallaron los premios Nobel de Medicina, que recayeron en el norteamericano James P. Allison y en el japonés Tasuku Honjo por sus trabajos en la inmunoterapia contra el cáncer. "Al estimular la capacidad inherente de nuestro sistema inmunitario para atacar las células tumorales, los galardonados de este año con el Premio Nobel de Medicina han establecido un principio completamente nuevo en la terapia contra la enfermedad", señalaba la Fundación Nobel en su comunicado.

Desde el MD Anderson Cancer Center, centro en el que trabaja James P. Allison, explican que la inmunoterapia oncológica consiste en una serie de tratamientos que utilizan las defensas naturales propias del organismo para combatir el cáncer.

"La inmunoterapia, también conocida como 'bioterapia' o 'modificadores de la respuesta biológica', actúa sobre los leucocitos, la primera línea de defensa del organismo contra las enfermedades. Los leucocitos pueden ser estimulados de varias formas para potenciar la respuesta inmunitaria del organismo contra el cáncer, con pocos o nulos efectos sobre los tejidos sanos. La inmunoterapia también puede emplearse para reducir los efectos secundarios de otros tratamientos contra esta enfermedad", explica.

Asimismo, destaca que los efectos secundarios de las inmunoterapias son variables, pero la mayoría produce síntomas similares, como cansancio, sarpullido o hinchazón en el lugar de inyección y síntomas pseudogripales como náuseas, diarrea y fiebre.

En una entrevista con Infosalus, la oncóloga de la Unidad de Cáncer de Mama y responsable de la Unidad de Inmunoterapia oncológica del IOB Institute of Oncology de Madrid, la doctora Esther Holgado, explica por su parte que la inmunoterapia utiliza las defensas del propio paciente para atacar el tumor.

"Cuando uno tiene una infección, las células del sistema inmune atacan a esos virus o bacterias. ¿Dónde estaba el sistema inmune cuando aparecía un tumor?¿Por qué el cuerpo no lo ataca? Lo que han descubierto parte de las investigaciones premiadas con el Nobel de Medicina es que el tumor se las ha ingeniado para hacerse invisible a las células del sistema inmune", añade la especialista.

A raíz del descubrimiento de estos señores se ha visto también uno de los mecanismos por los que era capaz de hacerse invisible el cáncer frente al sistema inmune, y han diseñado unos fármacos que han permitido revertir ese mecanismo.

"El tumor con ellos se hace visible a las células del sistema inmune y lo atacan, aunque los tumores tienen varias técnicas para hacerse invisibles. Estos fármacos están ya aprobados por las agencias reguladoras, se pueden emplear en el melanoma, en el cáncer de pulmón no microcítico, en el cáncer renal, en el cáncer de cabeza y de cuello, en el cáncer de vejiga y en el carcinoma de Merkel. En estos está ya aprobada, se emplea igual que la quimioterapia", afirma Holgado.

En el resto de tumores, como los digestivos o de mama, la especialista del IOB asegura que están en fase de experimental y de ensayos clínicos. "Por ello a día de hoy esta técnica de la inmunoterapia oncológica no puede emplearse en todos los tumores", precisa.

A su juicio, la inmunoterapia contra el cáncer ha cambiado la vida de muchos pacientes, aunque sin curar la enfermedad porque, según destaca, no la cura pero sí permite por primera vez "largos supervivientes frente al cáncer", cronificar la enfermedad. "Significa que pacientes con tumores metastásicos con pronósticos de 3-6 meses de vida puedan vivir más años. Se ha conseguido cronificar la enfermedad, y además a un precio asequible, en el sentido de que en principio es menos tóxico que la quimioterapia", celebra la oncóloga.

No obstante, la doctora Holgado vaticina que este tipo de tratamientos llegará un momento en el que generen un "problema sanitario" porque, según indica, "son carísimos y los pacientes viven más tiempo y se tratan durante más tiempo, por lo que será un problema sostener este sistema de cuidados".

Eso sí, la experta del IOB celebra que hay muchísima investigación en inmunoterapia oncológica, y no sólo con estos fármacos relacionados con lo descubierto por los Nobel, sino también con vacunas. "Es el principio de lo que saldrá en el futuro", afirma Holgado.

En su opinión, la inmunoterapia oncológica ha permitido dar "un paso muy importante" en la lucha contra la enfermedad, y se van a conseguir grandes cosas con ella, aunque lamenta que el cáncer es "muy complejo" y no todo es el sistema inmunológico. "La inmunoterapia ha cambiado la vida de los pacientes pero aún es muy optimista hablar de curación total del cáncer", advierte.

Contador