27 de mayo de 2016

Las infecciones, principal causa de muerte de los niños desnutridos

Las infecciones, principal causa de muerte de los niños desnutridos
ANDREEA CAMPEANU / REUTERS

MADRID, 27 May. (EUROPA PRESS) -

Los niños desnutridos son más propensos a morir por infecciones comunes, no solo por problemas de inanición, y el trastorno inmunológico puede ser parte de la causa, según concluye una revisión dirigida por la Universidad Queen Mary de Londres, en Reino Unido, que se publica en 'Trends in Immunology'.

El documento también indica que incluso con una dieta saludable, defectos en la función del sistema inmune desde el nacimiento podrían contribuir a un estado de desnutrición durante toda la vida. Estos sistemas inmunológicos alterados podrían transmitirse de generación en generación, independientemente de la dieta de cualquier descendiente.

Los autores especulan que dirigirse a vías inmunes podría ser un nuevo enfoque para reducir la mala salud y la mortalidad causada por la desnutrición y la sobrealimentación. "Esa imagen tradicional de la desnutrición con la que, por desgracia, estamos tan familiarizados -- de alguien consumiéndose-- es sólo la imagen externa", dice la primera autora Claire Bourke, del Centro de Genómica y Salud Infantil de la Universidad Queen Mary de Londres.

"Esos defectos de altura y peso que vemos son la punta del iceberg: hay toda una serie de condiciones pro-inflamatorias, deterioro de la función intestinal, respuestas débiles a nuevas infecciones y una alta carga metabólica resultante subyacente", agrega esta experta.

LA DESNUTRICIÓN CAUSA MENOS CÉLULAS BLANCAS EN LA SANGRE

La forma más común de desnutrición global es el retraso del crecimiento, en el que los niños no alcanzan su potencial de altura. A pesar de tener aspecto saludable, los niños en los países en desarrollo con retraso del crecimiento en altura también pueden haber impedido el desarrollo inmunológico, haciéndolos más vulnerables a la muerte por infecciones comunes.

Muchos de los datos anteriores sobre el papel del sistema inmune en la desnutrición están obsoletos y sólo recientemente los investigadores han tenido acceso a tecnología que puede estudiar con precisión la inmunodeficiencia en este contexto.

Todavía no se conoce bien cómo la desnutrición y la función inmune se relacionan, pero existe una amplia aceptación de que la desnutrición conlleva una serie de problemas inmunológicos. Estos incluyen un número reducido de células blancas de la sangre, piel y membranas intestinales que son más fáciles de romper para los patógenos y mal funcionamiento de los ganglios linfáticos.

La disfunción inmune se produce por consumo de muy pocas calorías debido a la falta de alimentos, una incapacidad para absorber los nutrientes de manera eficaz o un exceso de grasa y azúcar en la dieta. Si las personas desnutridas tienen descendencia, sus hijos también pueden heredar un sistema inmune alterado (incluso después de múltiples generaciones), debido a que la disfunción se registra en el ADN a través de las marcas epigenéticas. Este sistema inmunitario alterado puede entonces causar desnutrición, incluso si los niños tienen una dieta adecuada.