Identifican dos microRNAs que podrían servir para detectar la gravedad de una sepsis

 Identifican dos microRNAs que podrían servir para detectar la gravedad de una sepsis
4 de julio de 2018 PIXABAY - ARCHIVO

MADRID, 4 Jul. (EUROPA PRESS) -

Investigadores del Centro Médico Irving de la Universidad de Columbia (Estados Unidos) han identificado dos microRNAs que podrían servir para detectar la gravedad de una sepsis y, de esta forma, dar un tratamiento inmediato a los pacientes para salvar sus vidas.

"El mejor tratamiento para la sepsis comienza con una detección rápida. Nuestros resultados sugieren que moléculas específicas llamadas microARN pueden ser biomarcadores potenciales de mal pronóstico, lo que indica la necesidad de opciones de tratamiento más agresivas", han explicado los investigadores, cuyo trabajo ha sido publicado en la revista 'Nature'.

En concreto, los científicos hallaron miR-221 y miR-222, los cuales se producen en las células inmunes durante la inflamación prolongada. Estos microARN silencian la expresión génica inflamatoria y, en un modelo murino de sepsis, logran suprimir el sistema inmunitario en un momento en que el cuerpo necesita desesperadamente una respuesta inmune completa.

Los dos microRNAs podrían ser la base de una prueba para ayudar a los médicos a clasificar a los pacientes en aquellos con fallo orgánica que están en alto riesgo de sepsis y muerte y aquellos pacientes con infecciones más leves.

Con un diagnóstico más rápido, los médicos podrían comenzar con antibióticos y fluidos para controlar la infección más rápidamente antes de que los pacientes sucumban a una fallo orgánica y a infecciones secundarias.

"Cuando los médicos se enfrentan a la sepsis en el hospital, generalmente es un misterio sobre qué está causando la infección, pero deben actuar rápidamente. Pueden optar por usar el espectro más amplio de antibióticos para un enfoque agresivo que cubra todas las causas bacterianas de la infección, pero esto puede causar más tarde resistencia a los antibióticos, un problema creciente. Por tanto, cualquier prueba que pueda identificar la causa de la sepsis para guiar las opciones de tratamiento es invaluable", han detallado los investigadores.