14 de enero de 2019

Identifican 124 variantes genéticas asociadas con la predisposición a asumir riesgos

Identifican 124 variantes genéticas asociadas con la predisposición a asumir riesgos
IER - ARCHIVO

MADRID, 14 Ene. (EUROPA PRESS) -

Un grupo internacional de científicos ha identificado 124 variantes genéticas asociadas con la predisposición a asumir riesgos. Los científicos resaltan que ninguna variante por sí misma afecta significativamente la tendencia a tomar decisiones de riesgo, y los factores no genéticos son más importantes que los genéticos. Sin embargo, en conjunto, las variantes genéticas identificadas en el estudio arrojan luz sobre algunos de los mecanismos biológicos que influyen en la disposición de una persona para asumir riesgos.

El estudio, publicado en la revista 'Nature Genetics', muestra evidencia de influencias genéticas compartidas a través de una medida general de tolerancia al riesgo y muchas conductas de riesgo específicas. Es uno de los estudios genéticos más grandes hasta la fecha, y se basa en la información genética de más de un millón de personas con ancestros europeos, mucho más grande que cualquier estudio previo sobre la genética de la tolerancia al riesgo.

"Las variantes genéticas que están asociadas con la tolerancia general al riesgo tienden a asociarse con un mayor consumo de tabaco y cannabis, con inversiones más arriesgadas, y comportamiento sexual menos seguro. También encontramos influencias genéticas compartidas sobre la tolerancia al riesgo general y varios rasgos de personalidad y neuropsiquiátricos, incluido el TDAH, el trastorno bipolar y la esquizofrenia", explica Jonathan Beauchamp, autor correspondiente y profesor asistente de economía en la Universidad de Toronto (Canadá).

Los efectos de cada una de las 124 variantes genéticas sobre una base individual son muy pequeños, pero su impacto combinado puede ser significativo. "La variante más importante explica solo el 0,02 por ciento de la variación en la tolerancia general al riesgo entre los individuos. Sin embargo, los efectos de las variantes se pueden combinar para tener en cuenta una mayor variación en la tolerancia al riesgo", detalla.

Los autores crearon un sistema de puntuación que evalúa los efectos combinados de 1 millón de variantes genéticas y representa estadísticamente aproximadamente el 1,6 por ciento de la variación en la tolerancia general al riesgo entre los individuos. Los autores agregan, sin embargo, que esta puntuación no puede predecir de manera significativa la tolerancia al riesgo o el comportamiento de riesgo de una persona en particular.

Las 124 variantes genéticas están ubicadas en 99 regiones separadas del genoma. El estudio no encontró pruebas que respalden las asociaciones informadas previamente entre la tolerancia al riesgo y ciertos genes (como los genes relacionados con los neuroquímicos dopamina o serotonina, que están involucrados en el procesamiento de recompensas y la regulación del estado de ánimo).

En cambio, sugieren que el glutamato neuroquímico y GABA contribuyen. Ambos son importantes reguladores de la actividad cerebral en humanos y animales: el glutamato es el neurotransmisor más abundante en el cuerpo y aumenta la comunicación entre las neuronas, mientras que GABA lo inhibe.

"Nuestros resultados apuntan al papel de regiones específicas del cerebro, en particular la corteza prefrontal, los ganglios basales y el cerebro medio, que se han identificado previamente en estudios neurocientíficos sobre la toma de decisiones. Cumplen con la expectativa de que la variación en la tolerancia al riesgo está influenciada por miles, si no millones, de variantes genéticas", concluye el investigador.