25 de septiembre de 2009

Gripe.- El director del Centro de la Gripe de Valladolid dice que el sistema está preparado para "aguantar" el tirón

Advierte de que este nuevo virus acabará sustituyendo este año y sobre todo el próximo al de la gripe estacional común

VALLADOLID, 25 Sep. (EUROPA PRESS) -

El director del Centro Nacional de la Gripe en Valladolid, con sede en el Hospital Clínico Universitario, el doctor Raúl Ortiz de Lejarazu, aseguró hoy que el sistema sanitario se encuentra preparado para "aguantar" la irrupción del virus A/H1N1, que en Castilla y León se encuentra aún en un nivel basal, al registrar 26,61 casos por cada 100.000 habitantes, muy lejos aún del nivel epidémico que marca la frontera de los 55 casos.

Así lo aseguró el máximo responsable del referido centro durante la visita que el consejero de Sanidad de la Junta, Francisco Javier Álvarez Guisasola, efectuó a las instalaciones del mismo con el fin de mostrar a los medios de comunicación las últimas inversiones realizadas para reforzar este servicio y que han supuesto un desembolso económico superior a los 200.000 euros.

Durante el acto, el doctor Raúl Ortiz, en declaraciones recogidas por Europa Press, lanzó un mensaje de tranquilidad a la población al precisar que "la gripe es un síndrome que se pasa todos los años y lo único que puede ocurrir con el A/H1N1 es que la sociedad tenga más casos, aunque si las cosas se suceden como deben suceder el sistema de salud deberá aguantarlo. Lo notará, rechinará en algún momento, pero aguantará".

El responsable del Centro Nacional de la Gripe en Valladolid, que forma parte de la red de 126 laboratorios que la Organización Mundial de la Salud (OMS) dispone en todo el mundo para el diagnóstico y caracterización de los virus gripales circulantes, también anunció que el A/H1N1, al igual de lo ya ocurrido en los países del hemisferio sur, tenderá este año y sobre todo el próximo a sustituir en un 90 por ciento a los virus de la gripe estacional común. "Los virus que aparecen nuevos tienden a sustituir a los anteriores, es como una especie de felino salvaje que tiene que eliminar a sus crías para mejorar su linaje".

Hasta el momento, tal y como explicó el consejero del ramo, Francisco Javier Álvarez Guisasola, el número de casos de gripe A en Castilla y León es de 26,61 por cada 100.000 habitantes, mientras que a nivel nacional la cifra se eleva a 52 casos, con lo que en ambos casos la incidencia se encuentra aún en una situación basal y no epidémica, que comienza a partir de los 55 casos.

MÁS DE UNA VEINTENA DE HOSPITALIZADOS

Además, la mortalidad no ha aumentado en los últimos meses, actualmente hay unos 25 ó 26 pacientes hospitalizados y tan sólo uno ingresado en la Unidad de Cuidados Intensivos. "Se puede decir por tanto que la gripe nos está tratando por ahora con bastante benevolencia", se felicitó Guisasola, quien aprovechó para destacar la importante labor, "la más callada pero tremendamente eficaz", que realiza el centro visitado, en el que se han analizado hasta ahora 623 muestras procedentes de 363 pacientes (a alguno se le han tomado varias muestras), de las cuales 159 resultaron positivas al virus de la gripe A.

En dichas instalaciones ubicadas en el Clínico Universitario, que trabaja coordinadamente con la Red Centinela Sanitaria de Castilla y León, se realiza una misión de aislamiento y caracterización de los virus, tanto gripales como los relacionados con otros procesos respiratorios; una vigilancia virológica, y la evaluación de la respuesta inmunitaria, a través del seguimiento de grupos seleccionados entre la población de Castilla y León.

Debido al aumento de la carga de trabajo que ha supuesto la incidencia de la gripe A, el centro ha sido reforzado por la Junta de Castilla y León tanto en medios materiales como humanos. Así, gracias a una inversión superior a los 200.000 euros, el equipo que dirige el doctor Raúl Ortiz cuenta hoy con cuatro nuevos técnicos, que trabajan en horario de mañana y tarde y hasta los fines de semana en la tarea de hacer diagnósticos; cerca de 80 metros cuadrados nuevos de laboratorios, así como de dos facultativos más.

"Hay que reconocer el esfuerzo realizado por la Junta que ha permitido reforzar este centro en un 80 por ciento. Estamos gastando un montón de dinero en reactivos, ya que hacer diagnósticos de la gripe con métodos moleculares y muy costoso", justificó el doctor.

Como muestra de la importante labor y prestigio del equipo dirigido por Raúl Ortiz, el consejero de Sanidad destacó que a él se atribuye el actual método empleado para determinar la incidencia de esta pandemia por cada 100.000 habitantes y que ha sido considerado por la OMS como el acertado, lo cual "es un orgullo para este centro y para Castilla y León".

El consejero resaltó igualmente la respuesta positiva dada por la población de la Comunidad ante dicha pandemia y, en este sentido, cifró en cerca de 2.000 las llamadas efectuadas por los ciudadanos al teléfono habilitado al efecto para recibir información en la materia. "Se están dando cuenta de que los casos de gripe están evolucionando de una manera leve, como estaba previsto", concluyó.