13 de noviembre de 2012

FEDE pide una mayor formación terapéutica para toda la sociedad y la Administración porque reduce "costes y sufrimiento"

Alerta del aumento de diabetes entre la población infantil y solicita una mayor educación sanitaria en las escuelas

FEDE pide una mayor formación terapéutica para toda la sociedad y la Administración porque reduce "costes y sufrimiento"
EUROPA PRESS

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Federación de Diabéticos Españoles (FEDE), Ángel Cabrera, ha destacado este martes la importancia de que haya una mayor formación terapéutica de diabetes en todos los sectores de la sociedad, incluido en la Administración, ya que, así, se consiguen reducir costes en el sistema sanitario y "sufrimiento" en los pacientes.

Con motivo de la celebración del Día Mundial de la Diabetes, el 14 de noviembre y que llevará por lema 'Diabetes: protejamos nuestro futuro', el presidente de FEDE ha hecho un llamamiento a los pacientes, profesionales sanitarios y responsables políticos para que se lleve a cabo una mayor educación en este ámbito con el fin de proteger a los actuales y futuros pacientes.

Y es que, según ha alertado, en los últimos años se ha registrado un aumento de casos de diabetes tipo II, especialmente en menores ya que, actualmente, la sufren unos 30.000 niños menores de 15 años y, cada año se producen alrededor de unos 1.100 casos nuevos en España. Además, en conjunto, más de 5.000.000 españoles están afectados de esta patología, lo que le convierte en el colectivo de pacientes crónicos más elevado en España.

Por este motivo, Cabrera ha insistido en la importancia de que se lleven a cabo programas de formación porque, tal y como han señalado varios estudios, el coste medio al año por cada paciente asciende a más de 1.300 euros y, con la formación, se podría reducir estos gastos en un 20 por ciento. Un porcentaje que, al año, se transformaría en más de 900 millones de euros.

"La formación en esta enfermedad evita la aparición de complicaciones crónicas --arteriosclerosis, neuropatías, microangiopatías o nefropatías--, ayuda a disminuir las visitas médicas, la toma de fármacos, los gastos sanitarios y el número de hospitalizaciones", ha recalcado el presidente de FEDE, para asegurar que, además, la diabetes produce también costes indirectos como, por ejemplo, "la pérdida de productividad, del bienestar, del dolor o sufrimiento del paciente y de los propios cuidadores".

"POCA VOLUNTAD POLÍTICA"

Dicho esto, Cabrera ha lamentado la "poca voluntad política" que existe para llevar a cabo este tipo de políticas educativas y ha reiterado que si se realizan estos programas de formación terapéutica el Estado "ahorra" dinero y los diabéticos consiguen tener un "menor sufrimiento".

Por su parte, el abogado experto en Derecho Sanitario y asesor de FEDE, Julio Sánchez-Fierro, ha recordado que la aprobación de la actuación de la estrategia española contra la diabetes, la Ley de Autonomía del Paciente y la Ley General de Salud Pública han mejorado la forma de tratar esta enfermedad aunque, ha avisado de que "todavía" quedan muchas cosas por hacer.

En este sentido, Sánchez-Fierro ha destacado la labor que tienen los propios pacientes y los profesionales sanitarios en la lucha contra la prevención de la enfermedad y ha subrayado la importancia de que en las relaciones entre ambos se tengan en cuenta las circunstancias personales, familiares y laborales de las personas diabéticas.

Así, ha abogado por aumentar la información sanitaria en los niños recordando que una de las principales causas de aparición de la diabetes es la obesidad. "Es importante que haya un cambio cultural en este terreno. Por ello, es necesario que la sociedad se implique en el desarrollo de la estrategia española contra la diabetes y que, también, haya un compromiso por parte de los pacientes en esta materia", ha recalcado.

Pero no sólo la sociedad debe tener una mayor información sobre el tratamiento de la diabetes, sino que también es imprescindible que el sistema sanitario se implique en la prevención y eduque a los pacientes para conseguir que éstos tengan una mayor autonomía con su enfermedad.

En este sentido, el coordinador del Grupo de Diabetes de Sociedad Española de Médicos de Atención Primaria (SEMERGEN), José Javier Mediavilla, ha recordado que en España el 14 por ciento de las personas mayores de 18 años tiene diabetes y, de ellos, el 6 por ciento desconoce que padece esta enfermedad.

"La diabetes es progresiva y por eso los profesionales no sólo tienen que hacer una atención clínica directa, sino también actividades educativas, de asesoramiento y de investigación. Por ello, deben tener también conocimientos de pedagogía y de psicología", ha recalcado Mediavilla.

Dicho esto, el representante de SEMERGEN ha coincidido con el resto de ponentes al asegurar que con la educación se "evita" la presencia de complicaciones crónicas, se ahorra tiempo y gasto sanitario, tanto ahora como en un futuro. "Hacer que los diabéticos vivan una vida mejor y más saludable repercutirá en toda la sociedad", ha apostillado.

ACTOS DEL 14 DE NOVIEMBRE EN MADRID

Para reclamar formación y educación terapéutica, solicitar una mayor inversión en prevención y conseguir reducir el incremento de la prevalencia de esta enfermedad en la sociedad, la FEDE va a abrir este miércoles una carpa saludable en la Plaza del Perú de Madrid donde realizará a los asistentes el 'Test Findrisck', para valorar las posibilidades que tienen de padecer diabetes.

Asimismo, ofrecerá toda la información necesaria sobre esta patología, realizará actividades y degustaciones en torno a una alimentación sana, y animará a la población a que firme en la página web 'www.change.org/es/peticiones/protejamos-nuestro-futuro', para reclamar el derecho de la educación de los pacientes.