13 de noviembre de 2009

Expertos advierten de que el abuso de ciertos fármacos puede provocar una distonía discapacitante

MADRID, 13 Nov. (EUROPA PRESS) -

El abuso de ciertos fármacos con acción neuroléptica puede causar una distonía discapacitante que, en algunos casos, puede ser para toda la vida, según advirtieron hoy expertos en Neurología con motivo del Día Europeo de la distonía, que se celebra el próximo domingo.

Algunos de los medicamentos que provocan esta enfermedad son de uso común, como los antieméticos, o que se emplean como tranquilizantes o antidepresivos, tienen una actividad neuroléptica que muchas veces es poco conocida.

El coordinador del Grupo de Trastornos del Movimiento de la Sociedad Española de Neurología (SEN), el doctor Juan Martínez Castrillo, explicó que la distonía es un movimiento anormal caracterizado por una contractura muscular involuntaria que induce a posturas anormales o movimientos repetitivos de torsión.

En una pequeña proporción de pacientes es hereditaria por lo que los neurólogos pueden diagnosticar esta enfermedad con facilidad, por lo que, desde la SEN, los expertos recuerdan la importancia de acudir al especialista si el paciente sospecha que padece algunos de sus síntomas.

Según apuntaron, la edad de inicio es un buen indicador pronóstico y un comienzo en la edad infantil, aunque sea focal, tiene un elevado riesgo de progresar a una forma generalizada. En cambio, la mayoría de las distonías focales de inicio en el adulto persisten como focales, o a lo sumo, se hacen segmentarias, siendo el incio focal en la infancia más frecuente a nivel de miembro inferior y en adultos a nivel craneocervical.

En cuanto al tratamiento, señalaron que tiene tres ámbitos: el farmacológico por vía oral, las inyecciones de toxina botulínica y el quirúgico, en el que la estimulación cerebral se presenta como el tratamiento más novedoso y que ha demostrado su eficacia en la distonía generalizada y en la genética.