26 de noviembre de 2015

Los antirretrovirales llegan al 92% de los diagnosticados con VIH

   MADRID, 26 Nov. (EUROPA PRESS) -

   El 92,3 por ciento de los pacientes diagnosticados de VIH en España están recibiendo tratamiento antirretroviral, concretamente 104.769 personas están siendo tratadas con estos fármacos, según la notificación de las comunidades autónomas al Ministerio de Sanidad, que este jueves ha publicado los datos con motivo de la celebración el próximo 1 de diciembre del Día Mundial del Sida.

   Por otra parte, en España se notificaron en 2014 un total de 3.366 nuevos diagnósticos de infección por VIH, según los datos dados por el Ministerio de Sanidad, que advierte de que se trata de una estimación a falta de la notificación de todos los diagnósticos. Esto significa, comparando con datos publicados el pasado año en la misma fecha (3.278), que han aumentado levemente los diagnósticos, lo que no tiene necesariamente que ver con un aumento de casos sino que podría deberse a una mayor detección.

   En cualquier caso, se estima que viven en España entre 130.000 y 160.000 personas con infección por el VIH, de las que entre el 25 y el 30 por ciento no están diagnosticadas. "El diagnóstico precoz es importante para evitar nuevos contagios e iniciar el tratamiento", recuerdan desde Sanidad que incide en que la prueba esta disponible en toda España de forma gratuita y confidencial.

   El dato más positivo es que la mortalidad en pacientes con VIH ha disminuido un 54 por ciento en el periodo 2003-2013, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística

    La mayoría de los nuevos diagnosticados son hombres (84,7%) y la mediana de edad al diagnóstico es de 35 años; y la vía de transmisión más frecuente en 2014 fue la sexual, en un 80% del total de casos (el 53,9% en hombres que tienen relaciones sexuales con hombres (HSH) y el 26% en personas heterosexuales). La transmisión en personas que se inyectan drogas (PID), se mantuvo en niveles bajos (3,4%).

   El pasado año, el grupo de edad que presentó tanto la mayor proporción de nuevos diagnósticos de VIH, como la tasa más alta por 100.000 habitantes fue el comprendido entre los 25 y 34 años, aunque un 13,4% de los nuevos diagnósticos de VIH notificados en 2014 tenía 50 o más años.

   Un 46,2% de los nuevos diagnósticos en el año 2014 se realizó de forma tardía. El grupo que presentó mayor proporción de diagnóstico tardío fue el de las personas que se inyectan drogas (75,0%) y el de hombres heterosexuales (58,6%). Por otro lado, la demora en la detección del VIH aumentó de forma importante con la edad, superior en los mayores de 49 años.

   Los nuevos diagnósticos en personas nacidas fuera de España han descendido desde el 40% en el año 2009 al 32,2% en el año 2014. Las regiones de origen más frecuente fueron Latinoamérica y África Sub-Sahariana.

Para leer más