24 de marzo de 2014

El director del Instituto de Salud Carlos III valora el "fondo de armario" de la investigación frente a los recortes

El director del Instituto de Salud Carlos III valora el "fondo de armario" de la investigación frente a los recortes
EUROPA PRESS

SALAMANCA, 24 Mar. (EUROPA PRESS) -

El director del Instituto de Salud Carlos III, Antonio Andreu, ha valorado el "fondo de armario" que tiene la investigación española para "mantener los máximos criterios de calidad internacional" a pesar de la reducción de partidas por la crisis económica.

En relación a ese "fondo de armario", Antonio Andreu ha señalado que es fruto de inversiones previas que permitieron la creación de estructuras de base, que mantuvieron "la hoja de ruta a pesar de lo que ha sucedido", junto "al trabajo y la lucha" de los profesionales investigadores.

Además, el director del instituto sanitario ha destacado que la ley obliga que las industrias farmacéuticas destinen parte de sus ganancias de la investigación, lo que ha permitido "mantener" parte de la investigación.

Así lo ha señalado durante su visita a Salamanca, para participar en la presentación oficial de la acreditación del Instituto de Investigación Biomédica de Salamanca (IBSAL) por parte del Instituto Carlos III.

En este acto también han estado el consejero de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado; el director científico del IBSAL, Rogelio González; el vicepresidente de organización y relaciones institucionales del Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), José Ramón Urquijo; el rector de la Universidad de Salamanca (USAL), Daniel Hernández, entre otras personalidades.

Precisamente, el vicepresidente de organización y relaciones institucionales del CSIC ha apuntado que los resultados de las investigaciones se están "manteniendo" gracias a la racionalización del gasto y ha puesto en duda si en años previos a la crisis se hizo uso de los fondos de manera adecuada.

En este sentido, José Ramón Urquijo ha puesto como ejemplo que se hicieron edificios para investigación, que luego no se les dotó de mobiliario y se han mantenido desde entonces "vacíos" a la espera de material y personal.