27 de octubre de 2015

La estenosis suele ser la causa de los ictus en consumidores de marihuana

   MADRID, 27 Oct. (EUROPA PRESS) -

   Un nuevo estudio ha detectado que los accidentes cerebrovasculares en los adultos jóvenes que consumen marihuana tienen más probabilidades de ser causado por estenosis, estrechamiento de las arterias, en el cráneo que los ictus en las personas que no consumen esta droga.

CONSUMO DE MARIHUANA

   Estudios previos han encontrado una asociación entre el consumo de marihuana y el accidente cerebrovascular, pero el nuevo trabajo que se publica este lunes como una carta de investigación en la edición del próximo 3 de noviembre de 'Journal of the American College of Cardiology' es el primero en explorar las diferencias en el accidente cerebrovascular en los consumidores de marihuana y los que no la toman, un enfoque que puede ayudar a empezar a identificar los posibles mecanismos del accidente cerebrovascular en los consumidores.

   Los autores, expertos de la Clínica de la Universidad de Estrasburgo, en Estrasburgo, Francia, analizaron a todos los pacientes menores de 45 años ingresados por ictus isquémico entre 2005 y 2014, creando un estudio de cohorte de 334 pacientes, incluyendo 58 que eran consumidores de marihuana. El ictus isquémico es causado por una obstrucción que interrumpe o reduce el flujo de sangre al cerebro a diferencia del accidente cerebrovascular hemorrágico, que se produce cuando un vaso sanguíneo en el cerebro tiene fugas o roturas.

   En los consumidores de marihuana en el estudio, el accidente cerebrovascular isquémico fue más probable que fuera causado por estenosis arterial intracraneal, un trastorno donde hay un estrechamiento de las arterias dentro del cráneo causado por una acumulación de placa. Se detectó estenosis arterial intracraneal en el 45 por ciento de los consumidores de marihuana en el estudio en comparación con el 14 por ciento de los no consumidores.

   Los individuos que tomaban marihuana en esta investigación eran más jóvenes, más propensos a ser hombres, con tendencia a fumar tabaco y más probabilidades de presentar otros factores de riesgo del estilo de vida que aquellas personas en el estudio que no consumían la droga.

   La emboia arterial, un coágulo de sangre formado en otra parte del cuerpo que se mueve hacia el cerebro, era la causa más común de accidente cerebrovascular isquémico en los no consumidores de marihuana en el estudio. Los científicos encontraron que un 29 por ciento de los accidentes cerebrovasculares en los no fumadores de marihuana fueron causados por la embolia cardiovascular en comparación con sólo el 14 por ciento en los tomaban marihuana