12 de febrero de 2020

Comprueban que el virus de la fiebre aftosa ayuda a combatir el cáncer de páncreas en ratones

Comprueban que el virus de la fiebre aftosa ayuda a combatir el cáncer de páncreas en ratones
Células tumorales de cáncer de páncreas del modelo Kras del CNIO, mostrando en color marrón la expresión de Galectina-1 - IMIM - ARCHIVO

MADRID, 12 Feb. (EUROPA PRESS) -

El virus de la fiebre aftosa está ayudando a los científicos a combatir el cáncer de páncreas, el tumor común con la peor tasa de supervivencia, según publican investigadores de la Universidad Queen Mary de Londres en la revista 'Theranostics'.

Los científicos han identificado un péptido, o fragmento de proteína, tomado del virus de la fiebre aftosa que se dirige a otra proteína, llamada alfa-v-beta-6. Esta proteína se encuentra en niveles altos en la superficie de la mayoría de las células de cáncer de páncreas.

Trabajando conjuntamente con Spirogen (ahora parte de AstraZeneca) y ADC Therapeutics, el equipo ha utilizado el péptido para transportar un fármaco altamente potente, llamado tesirina, a las células de cáncer pancreático. Cuando los ratones con tumores de cáncer de páncreas se trataron con la combinación de fármaco y péptido, los tumores se mataron por completo. La investigación ha sido financiada por la organización benéfica de investigación médica del Reino Unido Pancreatic Cancer Research Fund.

El investigador principal, el profesor John Marshall, del Cancer Research UK Barts Centre, explica que "el virus de la fiebre aftosa utiliza alfa-v-beta-6 como ruta para infectar al ganado, ya que el virus se une a esta proteína en la lengua de una vaca".

"Mediante el análisis de piezas de la proteína del virus que se une a alfa-v-beta-6, hemos desarrollado una ruta para inocular un fármaco específico para los cánceres de páncreas --continúa--. Nuestra investigación anterior había demostrado que el 84% de los pacientes con cáncer de páncreas tienen altos niveles de alfa-v-beta-6 en sus cánceres".

El equipo realizó pruebas de la combinación péptido / tesirina en ambas células en el laboratorio y en ratones. Utilizaron células cancerosas humanas genéticamente idénticas, algunas que tenían alfa-v-beta-6en su superficie y otras que no. Ambos tipos de células fueron expuestas a la combinación de péptido y fármaco. Las células con alfa-v-beta-6 fueron las más afectadas, mientras que las células alfa-v-beta-6negativas necesitaban dosis mucho más altas de la droga para que las células fueran destruidas.

Las pruebas en ratones dieron los resultados más impresionantes. Los ratones que tenían tumores alfa-v-beta-6 positivos recibieron una pequeña dosis de la combinación de péptido y fármaco tres veces por semana, y esto detuvo el crecimiento completo de los tumores. Pero cuando se aumentó la dosis y se administró solo dos veces por semana, todos los tumores en ratones que fueron positivos para alfa-v-beta-6 fueron eliminados por completo.

"Estos resultados muy interesantes, que son el resultado de muchos años de pruebas de laboratorio, ofrecen una forma completamente nueva de tratar el cáncer de páncreas --asegura el profesor Marshall--. Una ventaja de apuntar a alfa-v-beta-6 es que es muy específico para el cáncer, porque la mayoría de los tejidos humanos normales tienen poca o ninguna de esta proteína. Así que tenemos la esperanza de que, si podemos desarrollar esto en un tratamiento efectivo para el cáncer de páncreas, tendría efectos secundarios limitados".

El equipo ahora planea probar aún más la combinación de péptidos y medicamentos en modelos de ratones más complejos, para determinar si también puede afectar las metástasis del cáncer de páncreas, antes de pasar a los ensayos clínicos.

La doctora Emily Farthing, gerente senior de información de investigación en Cancer Research UK, admite que, "aunque hemos hecho un gran progreso en el tratamiento de muchos tipos de cáncer, la supervivencia sigue siendo obstinadamente baja para las personas con cáncer de páncreas y existe una necesidad urgente de tratamientos más eficaces".

"Esta investigación de etapa temprana ha desarrollado un nuevo y prometedor medicamento que reduce el crecimiento de los tumores pancreáticos en el laboratorio --destaca--. Y con más investigaciones para ver si es seguro y efectivo para los pacientes, esperamos que esto pueda ofrecer algún día una nueva esperanza para las personas con esta enfermedad".

Para leer más