14 de septiembre de 2009

C.Mancha.- Realizan una compleja operación del plexo lumbar en el Hospital de Parapléjicos de Toledo

Casi no hay literatura científica en el mundo sobre una operación de estas características

TOLEDO, 14 Sep. (EUROPA PRESS) -

Un equipo de profesionales del Hospital Nacional de Parapléjicos de Toledo y del Virgen de la Salud, ambos dependientes del Gobierno de Castilla-La Mancha, y del Hospital de la Zarzuela, de Madrid, han realizado recientemente una compleja y atípica intervención quirúrgica a un varón de 37 años, que presentaba fractura múltiple de pelvis, como consecuencia de un accidente de tráfico, con grave afectación de los nervios del plexo lumbar.

Según el doctor Javier Espino, cirujano plástico, el desplazamiento de los huesos por el traumatismo y la fibrosis habían producido al paciente una compresión nerviosa en la zona lumbar, entre las vértebras L1 y L4.

Este cuadro dio como resultado la disminución de fuerza en una pierna, lo que dificultaba la marcha del paciente, quien necesitaba un bitutor para caminar y además presentaba pérdida de sensibilidad y dolor, informa el Gobierno regional en nota de prensa.

El abordaje de esta intervención, de la que hay escasa literatura científica en el mundo, ha sido especialmente complejo ya que ha consistido en llegar a una zona muy delicada, situada entre importantes vasos y otras estructuras previamente lesionadas, para realizar una neurolisis o liberación de los nervios del plexo lumbar, tal y como ha indicado la doctora Teresa Pérez, cirujana plástica.

Este tipo de lesiones en ocasiones se producen en el cuadro de fracturas complejas en la pelvis con hematomas internos por donde discurre el plexo lumbosacro, cuya evolución incluso puede provocar el fallecimiento del paciente. Es importante saber que las avulsiones, roturas o compresiones del plexo lumbosacro, como secuela de traumatismos pélvicos, son candidatas a la reparación quirúrgica lo que permite mejorar la calidad de vida de éstos pacientes.

RESULTADOS Y EVOLUCIÓN

Previo a la operación se realizó al paciente un estudio de la marcha para objetivar los resultados y la evolución, lo que hoy permite afirmar que el resultado de la cirugía ha sido positivo y el paciente ha experimentado una mejora sensitiva en algunas zonas que antes no presentaban sensibilidad. En cuanto a la recuperación motora, el paciente requerirá rehabilitación que se llevará a cabo en el Hospital Nacional de Parapléjicos.

En el proceso de evaluación, cirugía y post operatorio de este caso ha intervenido un equipo multidisciplinar de ambos hospitales pertenecientes al SESCAM y del Hospital de la Comunidad de Madrid. Por parte del Hospital Nacional de Parapléjicos, han intervenido profesionales de los servicios de Rehabilitación, Biomecánica, Neurofisiología, Neurología, Anestesia y Cirugía Plástica y del Hospital Virgen de la Salud, del Servicio de Cirugía Vascular.