22 de julio de 2019

El calor y el sudor pueden agravar los síntomas de la hidrosadenitis supurativa

El calor y el sudor pueden agravar los síntomas de la hidrosadenitis supurativa
El calor y el sudor pueden agravar los síntomas de la hidrosadenitis supurativaPIXABAY - ARCHIVO

MADRID, 22 Jul. (EUROPA PRESS) -

Los pacientes de hidrosadenitis supurativa pueden ver agravados sus síntomas como resultado de la utilización de desodorantes o productos de depilación, así como a causa del calor y el sudor.

Los pacientes que sufren hidrosadenitis supurativa deben extremar los cuidados de los principales síntomas de su enfermedad ante las altas temperaturas, ya que acciones como el uso de desodorantes o productos de depilación pueden tener consecuencias negativas.

"Gestos cotidianos como el uso de desodorantes y productos de depilación y rasurado en las zonas afectadas deben evitarse a toda costa", ha advertido Silvia Lobo, presidenta de la Asociación Española de Enfermos de Hidrosadenitis (ASENDHI). "No se deben utilizar afeitadoras, en su lugar, se recomienda la depilación láser ya que puede disminuir los brotes en algunos pacientes; son tratamientos antiinflamatorios directos y por lo tanto disminuyen el riesgo de obstrucción del folículo al disminuir su grosor", ha explicado.

Por otro lado, y ante la incidencia de las altas temperaturas, se recomienda el uso de prendas holgadas. La presencia de sudor y la ausencia de ventilación puede agravar los síntomas. "Se trata de zonas donde suele haber fricción y sobre todo donde también se acumula el sudor, algo que en verano se incrementa exponencialmente", ha indicado Silvia Lobo.

"No hay que olvidar que la fricción por sobrepeso, el tabaquismo, el uso de ropas ajustadas, la ropa interior sintética, el calor y el sudor son factores que pueden complicar los brotes", ha recordado la presidenta de ASENDHI.

La hidrosadenitis supurativa es una enfermedad dermatológica que se caracteriza por la presencia de lesiones inflamatorias dolorosas, ocasionalmente supurativas, que se manifiestan en forma de nódulos, úlceras y abscesos inflamados, presentes en zonas con plieques como axilas, ingles, genitales o la zona inflamamaria femenina.

Contador

Lo más leído