3 de agosto de 2006

Baleares.- SATSE critica que el Govern quiera pagar un 35 por ciento más barata la deuda de horars extras de Son Dureta

PALMA DE MALLORCA, 3 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Sindicato de Enfermería de Baleares (SATSE) criticó hoy la pretensión del Govern de pagar las horas extra que adeuda al personal de enfermería del Hospital Son Dureta con un ratio un 35 por ciento inferior de lo establecido, y lamentó el "poco interés" de la Administración por resolver el problema real de falta de personal, que obliga a los enfermeros a prolongar en exceso su jornada laboral.

Así lo denunció a Europa Press el secretario de Organiazción de SATSE, Juan Jesús Fernández, quien expresó su preocupación ante la posibilidad de que el Govern pague la deuda horaria, efectivamente, por debajo del ratio fijado, porque, según advirtió, ello disuadirá a la propia Administración de incrementar la plantilla de enfermería, ya que "¿si devuelve las horas extra más baratas, para qué aumentar el personal si de momento se ahorra sueldos enteros?", preguntó.

Una deuda horaria que pese a que las estimaciones de SATSE cifran en 70.000, los trabajadores ni tan sólo conocen con exactitud. Fernández recordó que en noviembre del año pasado el sindicato reclamó a la Gerencia del hospital datos sobre las horas extra pendientes e incluso lo denunció ante Inspección de Trabajo, lo que desencadenó en un "requerimiento formal" del departamento de inspección para que la Dirección informara de ello.

"Es reprochable y bochornoso que a día de hoy, después de la intervención de la Inspección de Trabajo, todavía desconozcamos a cuándo asciende la deuda horaria del personal de enfermería de Son Dureta", consideró Fernández, para quien esta "falta de consideración" demuestra que el Govern "no tiene intención" de buscar una solución definitiva al problema de las horas extra.

Por otra parte, el responsable sindical recordó que en mayo de este año el Govern anunció que en agosto empezaría a pagar parte de la deuda, lo que todavía "está por ver", precisó. Asimismo, lamentó que a muchas ex enfermeras de Son Dureta, que actualmente se encuentran trabajando en la Península, el Ib-Salud les debe gran cantidad de horas, entre 200 y 300, lo que equivale a casi dos meses de trabajo.

En este sentido, Fernández insistió en que si bien es de "enorme gravedad" que la Administración Autonómica pretenda rebajar el ratio a pagar en las horas extra, lo "más preocupante" es que no se plentee un incremento de personal. A la vez, afirmó que en otros hospitales de las islas como el de Manacor o el Monte Toro de Menorca, la deunda horaria se paga "al ratio que toca", lo que hace "todavía más incomprensible" lo que sucede en Son Dureta.

PRÓRROGAS EN LOS CONTRATOS

Por otra parte, explicó que el Govern adoptó hace unos meses una medida consistente en prolongar el contrato a aquellos trabajadores a los que se les deben horas, a fin de que con esta modificación contractual quedará pagada la deuda. Una medida que Fernández consideró "positiva pero insuficiente" porque sólo afecta a los trabajadores con contratos temporales y excluye a los empleados fijos, que "ven como aumenta su deuda sin que se les proponga alguna fórmula para compensarla".

A estos trabajadores, explicó Fernández, se les propone el pago de las horas extra a través de días libres, "lo que no satisface a todos los empleados", aclaró, tras precisar que al sindicato "no le parece una mala idea". Así, el responsable sindical valoró con pesimismo cualquier medida anunciada por la Administración porque "no soluciona de raíz la problemática". Según dijo, son "muy pocos" los trabajadores a los que se les ha prorrogado el contrato para pagarles la deuda a fecha de hoy.