1 de febrero de 2019

ANECPLA insta a "atajar el problema" de las palomas en las ciudades para salvaguardar la salud de los ciudadanos

ANECPLA insta a "atajar el problema" de las palomas en las ciudades para salvaguardar la salud de los ciudadanos
PIXABAY / COULEUR - ARCHIVO

MADRID, 1 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Asociación Nacional de Empresas de Sanidad Ambiental (ANECPLA) ha reclamado este viernes que se "ataje el problema" de las palomas en las ciudades de forma "urgente" con el fin de salvaguardar la salud de los ciudadanos.

En este sentido, ha reclamado medidas que contribuyan a controlar esta especie, "potencial transmisor de decenas de enfermedades". "Es importante que se ataje este problema por parte de las administraciones", ha indicado la directora general de ANECPLA, Milagros Fernández de Lezeta.

Según Fernández de Lezeta, "de lo contrario, la situación puede llegar a agravarse considerablemente. Hay que tener en cuenta que no tienen prácticamente predadores, pueden comer de todo y se reproducen durante cualquier estación y especialmente rápido. Además de que pueden anidar en cualquier cavidad", ha alertado.

La exposición a las aves y a sus excrementos infectados por hongos 'cryptococcus' puede generar enfermedades pulmonares. El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña otorgó en 2017 la invalidez permanente a una guía turística de Barcelona tras comprobar que ésta fue la causa de su fibrosis pulmonar.

El hongo tambien puede producir la muerte. Dos pacientes del Hospital Universitario Queen Elizabeth de Glasgow (Escocia) fallecieron tras contraer una infección por hongos causada por excrementos de palomas.

Por otra parte, las palomas pueden transmitir múltiples enfermedades infecciosas. Además de con el contacto directo con los excrementos, también pueden contraerse enfermedades con la inhalación de los mismos en forma de polvo microscópico. Las personas más expuestas a sus consecuencias son los niños y todas aquellas personas que tengan alguna enfermedad respiratoria o el sistema inmune debilitado.

Entre las enfermedades más importantes que estas aves tienen la capacidad de transmitir se encuentran la salmonelosis, la alveolitis alérgica, la clamidiosis, la criptococosis y la histoplasmosis. Las palomas también portan ectoparásitos como piojos y garrapatas.

DAÑOS AL MOBILIARIO URBANO

Además de a la salud, los excrementos de las palomas causan daños al mobiliario urbano y al patrimonio arquitéctonico de las ciudades. Sus heces, que pueden llegar a los 15 kilogramos al año sólo en una ciudad como Madrid, son altamente corrosivas y muchas contienen semillas que germinan en las fachadas de los edificios protegidos, lo que los afea y los daña, ha destacado ANECPLA.

La Federación Española de Municipios y Provincias, en colaboración con ANECPLA, celebra este miércoles la jornada sobre gestión de aves en núcleos urbanos 'Hacia la cohabitación sostenible de las aves en las ciudades'.