1 de junio de 2009

El 60% de los niños hiperactivos tendrán síntomas de adultos, que se traducen en violencia, depresión, ansiedad o fobias

MADRID, 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

El 60 por ciento de los niños hiperactivos siguen presentando síntomas de adultos por los que están menos satisfechos con sus matrimonios, se casan en más ocasiones y sufren más problemas psicológicos, como hostilidad, depresión, ansiedad o fobias, según el psiquiatra Rafael de Benito, del Hospital Quirón Donostia.

Asimismo, estos pacientes cambian de trabajo con más frecuencia, bien porque lo abandonan impulsivamente o porque son despedidos por problemas de rendimiento o conducta; y presentan con más frecuencia conductas destructivas, insomnio, tensión y ansiedad.

Sin embargo, el reconocimiento de que los adultos podían verse afectados por el problema se ha producido en las últimas dos décadas, cuando diversos estudios de entre 15 y 17 años de duración han confirmado que del 50 al 70 por ciento de los niños que sufren este problema van a continuar presentando síntomas durante la vida adulta

Para el doctor De Benito, autor de una guía 'Evolución en el trastorno por déficit de atención e hiperactividad a lo largo de la vida', el TDAH en el adulto tiene "consecuencias muy graves en casi todas las áreas de la vida del paciente", que comienzan a fraguarse desde la afectación del estudio y las relaciones en la infancia.

Pese a la creencia general de que el Trastorno por Déficit de Atención con o sin Hiperactividad (TDAH) se diagnostica en exceso durante la infancia, sólo el 50 por ciento de los niños con este trastorno son diagnosticados y no todos ellos son tratados, por lo que lo sufren entre un 3 y un 4 por ciento de los adultos.

Según explica el experto, el TDAH "no se trata sólo de un problema para estar atento, o de una dificultad para estarse quieto". "En los últimos años las investigaciones han ido más allá de lo aparente, señalando que la distraibilidad o la inquietud no son sino los problemas emergentes producidos por el deterioro de un conjunto de actividades cerebrales denominado funciones ejecutivas", concluyó.