13 de julio de 2015

Un 24% de los prematuros necesitan ser ingresados por problemas respiratorios

Un 24% de los prematuros necesitan ser ingresados por problemas respiratorios
HOSPITAL INFANTIL DE CINCINNATI

   MADRID, 13 Jul. (EUROPA PRESS) -

   Un 24 por ciento de los bebés nacidos prematuramente sufrieron un reingreso hospitalario por problemas respiratorios, según un estudio de la según un estudio de la Universidad Complutense de Madrid (UCM).

   Según esta investigación, realizada a través de un proyecto multidisciplinar con 1.200 niños nacidos con menos de 1.500 gramos en España entre 1993 y 2011 y financiado por el Plan Nacional de Investigación, los bebés prematuros tienen un mayor riesgo de desarrollar problemas de salud que aquellos que nacen a término, y protagonizan el 75 por ciento de los ingresos hospitalarios de neonatos.

   En España nacen antes de tiempo más de 29.000 bebés cada año, una cifra que representa entre un 1,5 y un 1,8 por ciento del total de nacimientos y que ha aumentado en un 36 por ciento desde 1996. Un 44 por ciento de los nacidos muy prematuramente sufrieron un reingreso y la causa más frecuente fue la bronquiolitis, y dentro de este tipo de infecciones, la más usual fue la protagonizada por el virus respiratorio sincitial. El segundo motivo fueron las operaciones de cirugía, con un 15 por ciento de los casos.

   El estudio, que será presentado durante el curso de verano 'La gran prematuridad en España: el desarrollo de los/as nacidos/as con menos de 1.500 gramos', también ha mostrado que la supervivencia de los prematuros menores de 32 semanas ha mejorado notablemente en España. Según el neonatólogo del servicio de Neonatología del Hospital Sant Joan de Déu d'Espluges de Llobregat y presidente de la Fundación NeNe, Alfredo García-Alix, "las mayores mejoras se han dado particularmente en aquellos más pequeños cuya edad gestacional está cerca del límite de viabilidad, entre las 22 y las 26 semanas de gestación".

   El grado de prematuridad también repercute en el riesgo de padecer complicaciones como parálisis cerebral, déficits sensoriales, enfermedades crónicas o infecciones respiratorias agudas. Las más preocupantes son las complicaciones neurológicas, aunque García-Alix ha afirmado que "en España la supervivencia libre de morbilidad neurológica mayor en este grupo ha aumentado desde el 39,6 por ciento en los años 2002-2006 al 45,1 por ciento durante los años 2006-2011".

   En cuanto a los déficits sensoriales, desde finales del siglo XX hasta la primera década del siglo XXI ha habido una reducción en la frecuencia de ceguera, pasando de entre un 8 y un 10 por ciento de los casos hasta menos del 2 por ciento en la actualidad, mientras que las tasas de discapacidad auditiva se han mantenido en torno al 7 por ciento.

   Otro de los avances en el tratamiento de prematuros han sido los diferentes logros en la humanización de las Unidades de Neonatología, con un 50 por ciento de unidades que están abiertas 24 horas a los padres y la efectividad de las medidas de apoyo a la lactancia materna.

   Aún así, los expertos han señalado la falta de recursos para dar apoyo psicológico y social a los padres cuando vuelven a casa. Según las conclusiones de este estudio, el apoyo a la familia durante el proceso de crianza, el seguimiento médico y la atención temprana para prevenir morbilidades y trastornos inciden favorablemente en el desarrollo de los niños.

UN CURSO MULTIDISCIPLINAR PARA EL TRATAMIENTO DE PREMATUROS

   En el marco de la XXVIII edición de los Cursos de Verano de la Universidad Complutense de Madrid ha arrancado un curso dirigido a formar a profesionales sanitarios y educativos que trabajan con grandes prematuros y sus familiares sobre los últimos conocimientos y avances en este ámbito.

   La profesora titular de la Universidad Complutense y directora de este curso, llamado 'La gran prematuridad en España: el desarrollo de los/as nacidos/as con menos de 1.500 gramos', Concepción Gómez, ha señalado que "la prematuridad es una condición biológica y psicosocial de mucha complejidad que requiere para su abordaje de expertos y disciplinas diferentes".

   En España la principal causa de morbimortalidad en la infancia es el nacimiento de niños antes de la semana 32 gestación, y el parto prematuro supone un importante problema sanitario, educativo y sociofamiliar "por la magnitud del número de bebés afectados, los problemas del desarrollo que puede originar nacer tempranamente y la repercusión en la vida familiar", ha señalado Gómez.

   El curso tendrá lugar durante cinco días y en él participarán expertos de distintas áreas que tratarán los aspectos biológicos, socioeducativos y familiares del desarrollo de los bebés que nacen prematuramente. Uno de los temas protagonistas será la importancia de la farmacia comunitaria, ya que según la presidenta del Instituto de Formación Cofares, Yolanda Tellaeche, "tras el alta, es en la farmacia comunitaria donde damos continuidad al tratamiento preescrito", además de destacar la importancia de una buena comunicación entre el pediatra y el farmacéutico para ejercer una acción combinada en la información a la madre.