31 de octubre de 2014

El consumo moderado de cerveza "podría ser positivo" para proteger la salud ósea por su contenido en silicio

Evidencias científicas apuntan que un máximo de tres cañas al día para los hombres y dos para las mujeres ayudan una mejor salud ósea

El consumo moderado de cerveza "podría ser positivo" para proteger la salud ósea por su contenido en silicio
JOSÉ A. ROJO

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 31 Oct. (EUROPA PRESS) -

Varios elementos que contiene la cerveza --los polifenoles, fitoestrógenos y el sicilio-- pueden contribuir a la regeneración del hueso por lo que un consumo moderado de esta bebida "podría ser positivo" para proteger la salud ósea.

Así lo concluye el documento 'Salud Ósea, Nutrición y Cerveza', elaborado por la Fundación Hispana de Osteoporosis y Enfermedades Metabólicas Óseas presentado este viernes en A Coruña en el marco de una campaña informativa que ha contado también con la realización de pruebas para determinar la densidad mineral ósea y una conferencia sobre salud ósea.

En concreto, este manual busca explicar a las personas de edad avanzada cuáles son los factores de riesgo de la osteoporosis y cómo pueden mejorar sus hábitos de alimentación y estilo de vida para prevenir las enfermedades óseas.

"Es fundamental evitar el sedentarismo y mantener una dieta saludable y equilibrada" para lo que conviene "incrementar la ingesta de alimentos ricos en vitamina D y silicio", ha explicado el autor del documento, el doctor Manuel Díaz Curiel, quien ha destacado que la cerveza es la fuente "más importante de silicio" en una dieta.

Asimismo, esta guía también recomienda incrementar el consumo de alimentos ricos en calcio, un elemento "fundamental" en la formación del hueso: incluir en la dieta alimentos que contengan vitamina D, y aquellos con silicio (plátano, pan, judías, lentejas, patatas y cerveza). Además, realizar ejercicio suave y pasear al aire libre.

PAPEL DE LA CERVEZA

Según ha recordado la Fundación, la cerveza es una bebida fermentada de baja graduación alcohólica, elaborada a partir de agua, cebada y lúpulo y con un bajo contenido calórico. De estos ingredientes naturales se desprenden nutrientes de interés para el organismo, como vitaminas del grupo B y minerales. Además, contiene polifenoles (antioxidantes naturales), fitoestrógenos y silicio.

"Si bien se ha demostrado que el exceso de alcohol es un factor importante de riesgo para sufrir osteoporosis, numerosas evidencias científicas asocian el consumo moderado de cerveza (un máximo de tres cañas al día para los hombres y dos para las mujeres) con una mejor salud ósea", apunta la revisión bibliográfica Acción de la cerveza sobre el hueso, dirigida también por Manuel Díaz Curiel.

Asimismo, la Fundación ha señalado que el estudio 'Effect of beer drinking on ultrasound bone mass in women', de la Universidad de Extremadura "confirma que la ingesta moderada de cerveza puede tener un efecto positivo en la masa ósea de mujeres post menopáusicas como variable independiente".