10 de junio de 2014

Hasta un 17% de los europeos podría sufrir alergia a algún alimento

Hasta un 17% de los europeos podría sufrir alergia a algún alimento
EUROPA PRESS

MADRID, 10 Jun. (EUROPA PRESS) -

   Las alergia alimentarias son una de las pendientes los profesionales sanitarios, ya que se estima afecta a entre el 6 y 17 por ciento de la población europea, siendo más frecuente entre los niños que los adultos, según datos recogidos en la primera guía europea sobre reacciones alimentarias y anafilaxia, presentada en Congreso Anual de la Academia Europea de Alergia e Inmunología Clínica (EAACI), que se celebra en Copenhague (Dinamarca).

   La guía, elaborada por la Academia Europea de Alergia e Inmunología Clínica (EAACI), destaca que las alergias alimentarias más comunes están relacionadas con la leche de vaca, el huevo, la soja, el trigo, el cacahuete, los frutos secos, el pescado y los mariscos.

   Sin embargo, hasta el momento no existían estimaciones fiables de la prevalencia de estas alergias. Tras una revisión sistemática de cerca de sesenta estudios y meta análisis, los expertos que han participado en la guía concluyen que la prevalencia de la alergia a la leche de vaca en Europa es del 6 por ciento, del 3,6 por ciento al trigo, del 2,5 por ciento al huevo, del 0,4 por ciento al cacahuete del 1,3 por ciento a los frutos secos, del 2,2 por ciento al pescado y del 1,3 por ciento al marisco.

   Por grupos de población, la alergia a la leche de vaca y el huevo es más común entre jóvenes y niños, mientras que en adultos y mayores es más común la reacción a frutos secos, pescado y marisco.

   Al menos 1 de cada 20 niños, según sus padres, han tenido una o más alergias a los alimentos en su vida. Los productos lácteos son los alimentos más frecuentemente identificados por los padres, si bien la guía destaca que las de mayor prevalencia registrada son la alergia al trigo, a los frutos secos, al huevo y al marisco.

   Durante el encuentro, han destacado también la anafilaxia como otra asignatura que debe ser mejor controlada. La anafilaxia es una grave reacción de hipersensibilidad generalizada o sistémica, potencialmente mortal, caracterizada por su rápida aparición y el desencadenamiento de problemas respiratorios o circulatorios, y, por lo general, esta asociada a cambios en la piel y en la mucosa.

   Su incidencia, según la revisión incluida en la guía, se sitúa entre 1,5 y 8 casos por cada 100.000 personas al año. Entre sus principales disparadores destacan alimentos, medicamentos y picaduras de insectos, aunque en el 20% de los casos no se identifica el inductor.

   Aunque la prevalencia de la anafilaxia se estima en el 0,3 por ciento, la EAACI llama la atención en su guía sobre la necesidad de que reciba la atención de todos los profesionales sanitarios, no sólo de los alergólogos.

NUEVAS DIRECTRICES

   La falta de comprensión sobre la alergia a los alimentos, el infrareconocimiento de esta enfermedad, su impacto en la calidad de vida, los costes que genera y la escasa consciencia sobre la potencial mortalidad de una reacción alérgica grave, como es la anafilaxia, son los motivos que han llevado a la EAACI a promover y elaborar la guía.

   Durante el encuentro se han fijado las nuevas directrices, presentadas con motivo del Congreso Anual de la EAACI, han sido redactadas por más de 70 expertos de todo el mundo, con participación directa de todas las secciones de la EAACI (Pediatría, Inmunología, Dermatología, Asma, Atención Primaria, etc).

   También ha contado con la intervención de 21 organizaciones internacionales de pacientes, así como de sociedades científicas europeas de Gastroenterología Pediátrica, Hepatología y Nutrición (ESPGHAN) y de Medicina de Emergencia (EuSEM), y la Asociación para la formación del profesorado Europa (ATEE).

   El principal objetivo de las directrices es facilitar una completa actualización científica, que abarca cinco apartados: alergia alimentaria, prevención, calidad de vida, anafilaxia y el manejo de la alergia en el entorno del paciente.

Para leer más