Un proyecto español estudiará contaminación atmosférica y gestación con 1.200 embarazadas

Seguirá a las gestantes desde los tres meses de embarazo

Un proyecto español estudiará contaminación atmosférica y gestación con 1.200 embarazadas
6 de noviembre de 2018 EUROPA PRESS

BARCELONA, 6 Nov. (EUROPA PRESS) -

Un proyecto coordinado por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal) estudiará los efectos de la contaminación atmosférica durante la gestación en el que prevén la participación de 1.200 embarazadas de Barcelona y Esplugues de Llobregat (Barcelona).

En rueda de prensa, el director del proyecto BiSC y jefe del programa de Infancia y Medio Ambiente de ISGlobal, Jordi Sunyer, ha explicado que se trata de un estudio prospectivo en el que seguirán a una cohorte de embarazadas para comprobar si la contaminación atmosférica tiene un "impacto estructural" en la salud y el desarrollo del cerebro de los bebés.

El proyecto se lleva a cabo con la colaboración del centro BCNatal --de los hospitales Sant Joan de Déu y Clínic y la Universitat de Barcelona-- y el Hospital de la Santa Creu i Sant Pau, en lo que Sunyer ha definido como uno de las iniciativas más importantes de salud de ciudad y que cuenta con un presupuesto de 3,5 millones de euros, con financiación del European Research Council y del Health Effects Institute.

El estudio quiere evaluar el papel que juega la placenta frente a los contaminantes del aire y la exposición individual de cada voluntaria a la contaminación atmosférica, tanto en casa como en el exterior, mediante dispositivos de medida fijos y móviles.

BiSC continúa las líneas de investigación de estudios precedentes de ISGlobal --centro impulsado por la Fundación Bancaria La Caixa-- sobre la existencia de efectos perjudiciales de la contaminación del aire sobre las funciones cognitivas de niños en edad escolar.

El director de BCNatal, Eduard Gratacós, ha considerado que estudiar la vida fetal es importante porque "es el inicio del viaje de la vida", ha remarcado la importancia de invertir en investigación en esta etapa, y ha añadido que un tercio de la inteligencia se determina dentro del útero.

SEGUIMIENTO

La jefa del Servicio de Obstetricia y Ginecología de BCNatal, María Dolores Gómez, ha resaltado que cualquier agente externo en el feto puede tener "consecuencias" en la edad escolar o adulta, y ha calificado de único el estudio por su diseño, que se inicia a los tres meses de gestación y quiere seguirse después del nacimiento.

Por su parte, la jefa de Obstetricia y Ginecología del Hospital de Sant Pau, Elisa Llurba, ha detallado que el estudio con las voluntarias se iniciará en el primer trimestre de gestación, con la ecografía de las 12 semanas, momento en el que se le hará una encuesta de hábitos de vida, se ubicarán unos dispositivos de medida de contaminación ambiental y de ruido en su domicilio una semana y durante 48 horas llevará una mochila con diferentes instrumentos de medición de contaminación.

En la mochila, además de los aparatos de medición de contaminación, también llevará un GPS para analizar sus movimientos y un reloj que medirá el ejercicio físico que realice, así como análisis de sangre y orina.

Tras esta semana en el primer trimestre del embarazo, las voluntarias volverán a realizar un procedimiento similar en la semana 32 del embarazo, en la que se les hará una ecografía para comprobar la evolución del cerebro y la función cardíaca del bebé, y se les dejará la mochila y el resto de aparatos de medición en el hogar.

En el momento del parto, los investigadores recogerán muestras de la placenta y de la sangre del cordón umbilical, y a partir de este momento se hará seguimiento del bebé con la idea de seguirlos durante la etapa infantil, ha dicho Llurba.

Para realizar el estudio han hecho un llamamiento para conseguir participantes en el proyecto, con la previsión de disponer de un mínimo de 1.200 gestantes --600 en BCNatal y 600 en Sant Pau-- en dos años.

Contador