7 de febrero de 2019

Más seguridad y satisfacción: efectos del apoyo de los sanitarios en la lactancia

Más seguridad y satisfacción: efectos del apoyo de los sanitarios en la lactancia
CEDIDA / MEDELA

MADRID, 7 Feb. (EUROPA PRESS) -

La lactancia materna es un período muy importante en la vida de la madres que, muchas veces, afrontan sin la información y el conocimiento suficientes.

La Organización Mundial de la Salud define lactancia como la "forma ideal" de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables.

La entidad recomienda una lactancia exclusiva durante seis meses e indica que prácticamente todas las mujeres pueden amamantar, siempre que dispongan de buena información y del apoyo de su familia y del sistema de atención de salud.

En este sentido, un simposio organizado por Medela en Barcelona ha concluido que contar con profesionales sanitarios informados que aconsejen a las madres sobre lactancia materna y las apoyen en la toma de decisiones favorece el éxito de la misma.

Una mejor relación entre madres e hijos, seguridad y satisfacción son algunos de los efectos que tiene el apoyo de los sanitarios sobre la lactancia, defendidos por el neonatólogo del Hospital Universitario de Tarragona Joan XIII, el doctor Adolfo Gómez Papí.

- Potencia el desarrollo de la relación de apego entre la madre y el recién nacido.

- La ayuda de médicos, enfermeras o matronas permite a las madres tener más seguridad en sí mismas para afrontar su futura lactancia.

- Hace que se sientan más satisfechas con el modelo de crianza que han escogido.

¿CÓMO APOYAR?

Para apoyar a las madres a abrazar la lactancia materna, los profesionales sanitarios deben tener en cuenta los múltiples cambios que experimenta el cuerpo de la madre.

Tras el parto, las mujeres se enfrentan a cambios emocionales que les pueden provocan una mayor inseguridad y que son responsables de que se desarrolle en ellas una mayor capacidad de empatía y una preocupación primaria por su hijo.

Para fomentar el apego con los bebés, médicos y matronas deben favorecer el contacto piel con piel desde las primeras horas de vida del recién nacido.

Gómez Papí ha defendido que cuanto mayor es el contacto de la madre con su hijo, más sensible se hace a sus señales y se libera una mayor cantidad de oxitocina al torrente sanguíneo, hormona que aumenta el afecto hacia su hijo y la subida de la leche.

No obstante, durante estos primeros días, las madres también se enfrentan a las falsas expectativas en cuanto a crianza y lactancia y al juicio de terceras personas. Ante la presión que pueden llegar a sentir por estos motivos, el personal médico debe elogiar la crianza de sus hijos y aplaudir los pequeños pasos que dan.

"Intentamos crear un clima de calidez y de confianza, les dedicamos todo el tiempo que necesitan, empatizamos con sus sentimientos, preocupaciones y dudas, alabamos todo lo que están haciendo bien, valoramos la toma al pecho y les hacemos sugerencias que contribuyen a resolver sus dudas" ha explicado el doctor Gómez Papí.

HERRAMIENTAS DE APOYO

Según el neonatólogo, las herramientas de apoyo de los profesionales sanitarios de las unidades de maternidad deben estar centradas en la formación en lactancia, la empatía, la escucha activa y el refuerzo positivo, entre otros, siempre con la consciencia de que los primeros días tras el nacimiento marcarán el éxito de la lactancia materna.

Dentro de este modelo asistencial se remarca la importancia de los especialistas a la hora de pasar visita a las habitaciones, entrevistar a las madres, explorar a los bebés y presenciar tomas de pecho para detectar posibles problemas.

También es importante corregir la posición de lactancia o responder a las dudas de las madres. El neonatólogo valora el estado no sólo del recién nacido sino también de la lactancia y suma a la evaluación anatómica del bebé el estudio de la succión y el agarre al pecho de la madre.

La Asociación Española de Pediatría recuerda que el amamantamiento es un acto personal entre madres e hijos y la leche de la madre de la propia especie es mucho mejor que la de un animal de otra especia.

Contador