20 de junio de 2019

Profesionales abogan por liderar con las instituciones la estrategia para racionalizar el uso de antibióticos

Profesionales abogan por liderar con las instituciones la estrategia para racionalizar el uso de antibióticos
PIXABAY / F1DIGITALS - ARCHIVO

ZARAGOZA, 20 Jun. (EUROPA PRESS) -

El uso indebido de antibióticos entre la población debe combatirse de forma conjunta entre los profesionales sanitarios y las instituciones. Sólo así podrá reducirse el número de pacientes que presentan resistencia bacteriana, y cuyas cifras superan considerablemente la media europea.

Ésta es una de las conclusiones que se han destacado de la primera mesa redonda que ha tenido lugar dentro de la XVII Jornada de trabajo de Calidad en Salud y que ha estado centrada en poner en valor el programa aragonés IRASPROA para la optimización del uso de antibióticos.

Durante la misma, la asesora técnica de la Dirección General de Asistencia Sanitaria del Gobierno de Aragón, Mabel Cano, ha insistido en que Aragón lleva tiempo trabajando en este programa estratégico para abordar esta problemática desde todos los ámbitos de la asistencia sanitaria, tanto hospitales como en atención primaria, y evitar que se reduzca la eficacia de los mismos.

Y es que, según Cano, el problema es, en ambos casos, parejo: "el consumo de antibióticos por parte de la población aragonesa es elevado y en muchos casos está relacionada con una prescripción inadecuada".

Así lo avalan los datos. La huella antibiótica, que establece la relación del consumo medio por habitantes, es muy superior a la europea. El médico del hospital clínico Lozano Blesa, José Ramón Paño, uno de los referentes en Aragón en este campo, ha insistido en que es una situación que debe revertirse para evitar consecuencias mayores.

Paño ha observado, junto a otros facultativos, a los distintos pacientes que se han registrado en centros hospitalarios a lo largo de una semana con dolencias asociadas a bacterias multirresistentes. Y, tras un seguimiento de 30 días, llegaron a la conclusión de que en 2019, 221.000 pacientes tendrán, en mayor o menor medida, una infección asociada al mal uso de los fármacos y que el 20 por ciento de los ciudadanos atendidos en centros hospitalarios padecerán efectos adversos por la misma causa.

AYUDAR A COMPAÑEROS

La médico internista de la unidad de Enfermedades infecciosas del hospital Miguel Servet de Zaragoza, Rosa Martínez, también una de las profesionales referentes en el campo, ha señalado algunos de los motivos que hacen que en España se manejen estas cifras y ha explicado que la misión de profesionales como ella es "ayudar a compañeros a elegir el antibiótico más apropiado para cada paciente".

En este sentido, desde IRASPROA se han diseñado infinidad de materiales, entre ellos infografías y guías, para ayudar a los profesionales de los hospitales a saber qué preguntas tienen que hacerse antes de decantarse por el uso de un antibiótico.

En esa misma línea, el pediatra del centro de salud Sagasta, César García, ha enfatizado en que "entre el 80 y 90 por ciento de las prescripciones se realizan en atención primaria y, de estas, el 50 por ciento podrían ser inadecuadas". Como solución propone introducir herramientas de diagnóstico rápido en las consultas, mejorar el acceso a los resultados y luchar contra el almacenamiento de antibióticos en botiquines domésticos.

MODELOS INNOVADORES DE ÉXITO

La XVII Jornada de trabajo de Calidad en Salud ha sido también el escenario donde exponer distintos modelos innovadores y de éxito en materia asistencial. El gerente de la OSI Bidasoa, José Manuel Ladrón de Guevara, ha explicado el modelo vasco de organizaciones sanitarias integradas (OSI) y la evolución en materia de calidad desde la década de los 90.

Según Ladrón de Guevara, "quienes deben tomar la decisión de qué se debe cambiar de un modelo sanitario para hacerlo más innovador y preciso tienen que contar con información".

En este sentido, el gerente de la OSI Bidasoa ha insistido en que no existe la fórmula perfecta, "sino que es necesario estudiar las necesidades y casuística de cada ámbito sanitario y zona geográfica para hacerlo de forma adaptada". Y, ha insistido, "identificar las habilidades del equipo con el que cuentas para sacarles el mayor provecho".

Teruel también está siendo escaparate para muchos de los proyectos de innovación en materia sanitaria de Aragón. A lo largo de este miércoles, se han hecho públicas más de la mitad de las 320 comunicaciones que se han enviado al comité científico de estas jornadas y en el que se abordan temas tan variados como acciones de comunicación para llegar a los pacientes, introducir el uso de las emociones en pediatría o mecanismos que permitan coordinar mejor la atención primaria con la especializada, entre otras.

DE 39 CENTROS

Los profesionales que han participado en la elaboración de estas comunicaciones proceden de 39 centros sanitarios de distinta índole. El Hospital Miguel Servet, con 98 comunicaciones, ha sido el más productivo. Seguido por los distintos centros de salud de Aragón que suman en total 49 comunicaciones y el hospital clínico universitario Lozano Blesa con 37, hospital Obispo Polanco con 22, 061 Aragón con 12.

También han presentado sus trabajos los profesionales de los hospitales San José, Sagrado Corazón de Jesús, de Barbastro, Royo Villanova, Ernest Lluch, San Juan de Dios, Nuestra Señora de Gracia, Infantil Miguel Servet, Jaca y San Jorge así como la Universidad de Zaragoza y distintas administraciones vinculadas con la Consejería de Sanidad del Gobierno de Aragón.

Contador

Lo más leído