'Imbruvica' (Janssen) aporta un beneficio sostenido en linfoma de células del manto en recaída/refractario

11 de diciembre de 2017

ATLANTA (EEUU), 11 Dic. (De la enviada especial de EUROPA PRESS, Lucila Rodríguez) -

Ibrutinib, registrado con el nombre de 'Imbruvica' y desarrollado y comercializado conjuntamente por Janssen Biotech y Pharmacyclics (AbbVie), tiene un efecto beneficioso sostenido, durante 3,5 años, en pacientes con linfoma de células del manto en recaída/refractario.

Así lo han mostrado los resultados de los estudios en fases 2 y 3 ('SPARK', 'PCYC'-1104' y 'RAY') y un seguimiento adicional de 87 pacientes de trabajos inscritos en el estudio 'CAN3001', presentados durante el 59 Congreso de la Asociación Americana de Hematología (ASH, por sus siglas en inglés) que estos días se celebra en Atlanta (Estados Unidos).

"Los datos de este amplio grupo de ensayos clínicos, con prolongación del seguimiento, respaldan el uso precoz de ibrutinib en pacientes con linfoma de células del manto recidivante o resistente en relación con la durabilidad de las respuestas observadas en estos pacientes. El seguimiento a largo plazo demuestra que, además de la eficacia, los acontecimientos adversos nuevos disminuyen con el tiempo y son en general menos frecuentes cuando se trata antes a los enfermos", ha comentado el profesor de Hematología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Plymouth (Reino Unido) e investigador principal del análisis conjunto, Simon Rule.

El linfoma de células del manto es uno de los tipos de linfoma no hodgkiniano (LNH) de linfocitos B, representa entre el 5 y el 7 por ciento de los linfomas malignos en Europa Occidental y la supervivencia global es de tres o cuatro años. Esta enfermedad suele debutar con un aumento del tamaño de los ganglios linfáticos y puede extenderse a otros tejidos como, por ejemplo, la médula ósea y el hígado.

33,6 MESES DE SUPERVIVENCIA LIBRE DE PROGRESIÓN TRAS UNA TERAPIA PREVIA

"Es una enfermedad rara e incurable, si bien en España no conocemos la incidencia ya que no se han hecho estudios epidemiológicos", ha detallado la jefa de sección de clínica y trasplante del servicio de Hematologia del Complejo Asistencial Universitario de Salamanca, Dolores Caballero.

En este sentido, en la investigación se trataron a 83 pacientes con ibrutinib durante tres o más años y a 40 durante más de cuatro años, comprobando que, a los 3,5 años de seguimiento, la supervivencia global libre de progresión fue de 13 meses y de hasta 33,6 meses en pacientes con una línea de tratamiento previa. Este último dato ha sido calificado como "muy bueno" por la doctora Caballero, quien ha informado de que ya se están llevando a cabo estudios con ibrutinib en primera línea en los que participan investigadores españoles.

"Estamos orgullosos de que estos resultados demuestren la seguridad y la eficacia a largo plazo de ibrutinib después de una línea de tratamiento previa en pacientes con linfoma de células del manto tratados anteriormente. A medida que nos basamos en los datos clínicos de ibrutinib, seguimos viendo efectos beneficiosos sostenidos en el tratamiento de neoplasias malignas de los linfocitos B como este linfoma, con respaldo de resultados positivos en una población tan grande de pacientes a largo plazo", ha recalcado el jefe del área terapéutica de Hematología de Janssen Europa, Oriente Próximo y África, Catherine Taylor.