16 de septiembre de 2016

'Gilenya' (Novartis) es eficaz a largo plazo en el control de la discapacidad en EM

MADRID, 16 Sep. (EUROPA PRESS) -

El tratamiento continuado con fingolimod, registrado por Novartis con el nombre de 'Gilenya', es eficaz a largo plazo en el control de la progresión de la discapacidad de pacientes con esclerosis múltiple recurrente-remitente (EMRR), según los resultados del estudio 'ACROSS' presentados en el 32º Congreso del European Committee for Treatment and Research in Multiple Sclerosis (ECTRIMS), celebrado en Londres.

Se trata de un estudio observacional de una sola visita de 175 individuos previamente reclutados en el estudio de fase II de fingolimod en EMRR. El estudio cumplió su objetivo primario de un cambio significativamente menor desde el valor basal a 10 años en la puntuación de la Escala Expandida del Estado de Discapacidad (EDSS) de los pacientes que mantuvieron el tratamiento con 'Gilenya' frente a los que lo interrumpieron.

El análisis de los objetivos secundarios clave demostró que, pasados 10 años, el riesgo de progresión a EM secundariamente progresiva (EMSP) se reducía un 66,2 por ciento en los pacientes que siguieron tratándose con 'Gilenya' durante al menos ocho años frente a los que no. También hubo un retraso significativo cuatro veces mayor en el tiempo transcurrido hasta usar una silla de ruedas.

Del mismo modo, casi el 60 por ciento de los pacientes de 'ACROSS' siguieron tratándose con 'Gilenya' a los 10 años, demostrando la persistencia del tratamiento a largo plazo. "Los datos de 'ACROSS' se suman a nuestro conocimiento del uso a largo plazo de 'Gilenya' como una opción de tratamiento muy eficaz para los pacientes con EM recurrente-remitente", ha aseverado el director global de Desarrollo Farmacológico y director médico de Novartis, Vasant Narasimhan.

Para leer más