1 de diciembre de 2017

El CYTED reconoce un estudio sobre el 'mal de altura' como una de las acciones más destacadas de 2017

MADRID, 1 Dic. (EUROPA PRESS) -

El Programa Iberoamericano de Ciencia y Tecnología para el Desarrollo (CYTED, por sus siglas en inglés) ha reconocido un trabajo de la Red Iberoamericana de Medicina y Fisiología de Altura (ALTMEDFIS), dirigida de 2013 a 2016 por el catedrático de la Facultad de Biología Ginés Viscor, sobre el impacto que tiene la altura en la salud humana, aumentando así el conocimiento sobre el conocido como 'mal de altura'.

De hecho, la medicina de altura es una disciplina con una proyección significativa en actividades muy diversas como, por ejemplo, explotación minera, observación astronómica, seguridad y control fronterizo, montañismo, esquí o turismo.

En este sentido, la red ALTMEDFIS, integrada por más de 150 expertos de 17 grupos de investigación del ámbito iberoamericano, ha potenciado el compromiso de las instituciones académicas en la formación de expertos en fisiología y medicina de altura. De hecho, la red se ha convertido en un referente internacional en este ámbito de la biomedicina, y ha contribuido a establecer las bases de la formación internacional de postgrado en este campo.

Varias tesis doctorales, artículos y publicaciones científicas sobre la medicina de altura avalan la trayectoria investigadora desplegada por los miembros de la red. En concreto, de 2013 a 2016, gracias a la financiación del programa CYTED y a colaboraciones privadas y de las universidades implicadas, ALTMEDFIS ha organizado actividades de formación en países como Brasil, Colombia, Bolivia, Chile y Perú, en el marco de un ambicioso programa de seminarios, talleres, jornadas y estancias de investigadores para potenciar la vigilancia de la salud y promover las medidas preventivas que evitan las patologías asociadas a la altura.

Destaca, por ejemplo, la implicación para mejorar las condiciones laborales del personal que trabaja en el radiotelescopio ALMA, en el llano de Chajnantor, una infraestructura de investigación astronómica ubicada en el desierto de Atacama (Chile), a más de 5.000 metros de altitud.

También en Chile, la red ha contribuido a crear el Centro de Medicina de la Altura de la Universidad de Antofagasta, una entidad que generará conocimiento científico en beneficio de los sectores público y privado. En este país andino, ALTMEDFIS ha sido decisiva para elaborar la nueva normativa del Ministerio de Salud, que obliga al personal sanitario a recibir formación especializada sobre medicina de altura.

En Bolivia, las autoridades sanitarias también han aprobado las directrices aportadas por la red (extensibles a todos los países del área andina) para abordar las patologías derivadas de vivir de forma permanente a gran altitud.