25 de julio de 2014

Farmacéuticos recomiendan una alta protección solar si se toman medicamentos para evitar efectos adversos

Farmacéuticos recomiendan una alta protección solar si se toman medicamentos para evitar efectos adversos
TWITTER

VALENCIA, 25 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Colegio Oficial de Farmacéuticos de Valencia (Micof) recomienda no tomar el sol si se toman medicamentos o hacerlo con una alta protección solar para evitar los efectos adversos de los fármacos. Al respecto, ha explicado que las reacciones cutáneas inducidas por el sol han experimentado una importancia debido a una mayor exposición al sol sin la protección adecuada y a los productos fotosensibilizantes que existen en el mercado, entre los que se encuentran algunos medicamentos.

Al respecto, el Micof ha señalado en un comunicado que un 8 por ciento de los efectos adversos de los medicamentos son reacciones de este tipo. Los fármacos fotosensibilizantes se llaman así debido a la reacción que producen al interaccionar el principio activo con la radiación solar.

En este sentido, ha recomendado a las personas que estén en tratamiento con algún medicamento que consulte con su farmacéutico, quien le indicará si su uso requiere alguna precaución especial. No en todos los casos y en todas las personas se manifiesta esta fotosensibilidad, pero conviene prevenirla.

El Colegio de Farmacéuticos ha explicado que la fotosensibilidad pueden dar lugar a ser lesiones muy variadas, como eritematosas, eccematosas, urticariformes o papulovesiculares, edemas, microvesículas o urticaria. En algunos casos se produce un bronceado exagerado con eritemas, descamación e hiperpigmentación, que puede llegar a confundirse con quemaduras solares.

Por ello, considera que hay que evitar la exposición al sol o, en caso de hacerlo, utilizar fotoprotección solar con alta protección, aplicar el fotoprotector 30 minutos antes de la exposición solar, renovarlo cada dos horas y no olvidar aplicarlo en días nublados ya que parte de la radiación atraviesa las nubes y es suficiente para provocar daños cutáneos.

Hay que seleccionar el filtro solar según el tipo de piel, controlar siempre el tiempo de exposición bajo los rayos del sol y extremar las precauciones en situaciones especiales como el embarazo, personas ancianas y niños, utilizando filtro alto, gorras o sombrero, camisetas y gafas de sol. Los farmacéuticos también aconsejan hidratar la piel con geles y leches postsolares, así como beber abundante agua.

FOTOSENSIBILIZANTES MÁS COMUNES

Los medicamentos fotosensibilizantes más comunes son anestésicos locales, ansiolíticos, antibióticos, antidepresivos, antidiabéticos orales, antiarrítmicos, antiepilépticos, antifúngicos, antihipertensivos, antiinflamatorios no esteroideos (AINE), antineoplásicos, antipalúdicos, antihelmínticos, antipsicóticos, antivirales, benzodiacepinas, diuréticos, hipolipemiantes, retinoides y anticoncepctivos orales.

Hay que tener en cuenta que pueden provocar la reacción tanto si se administran por vía tópica --a través de la pie-- o sistémica --de forma oral--. Las reacciones de fotosensibilidad se pueden producir con la administración del medicamento coincidiendo con la exposición al sol o en días previos. También pueden producir reacciones de fotosensibilidad cosméticos, colorantes, aceites esenciales, filtros solares, perfumes y oleorresinas.