12 de mayo de 2015

El uso del láser verde en cirugía de próstata reduce el tiempo de estancia hospitalaria

MADRID, 12 May. (EUROPA PRESS) -

El uso del láser verde para el tratamiento de la hiperplasia benigna de próstata (HBP) reduce el tiempo de estancia hospitalaria a poco más 24 horas, y, como explica, el urólogo Fernando Gómez Sancha, jefe del Servicio de Urología de la Clínica CEMTRO, "permite eliminar todo el tejido tumoral benigno, el adenomatoso, incluso las próstatas grandes"

El experto, quien además es el director del Instituto de Cirugía Urológica Avanzada (ICUA), ha desarrollado esta técnica que consigue una rápida recuperación del paciente pues se reducen los días de ingreso, los días de sonda, el sangrado y, por tanto, también la necesidad de transfusiones.

Este tema, junto con las principales ventajas de la cirugía mediante vapo-enucleación con láser verde, serán las principales novedades del curso Nuevo paradigma en el tratamiento mínimamente invasivo de la Hiperplasia Benigna de Próstata con Láser Verde, que reúne este martes a grandes expertos nacionales en el tratamiento de la HBP en la Clínica CEMTRO de Madrid.

Más de 5 millones de hombres en España se ven afectados por HBP, el crecimiento no canceroso de la glándula prostática que rodea la uretra, que supone el tumor benigno más frecuente en el varón. Aunque el tratamiento inicial se realiza con fármacos, con el paso del tiempo una quinta parte de los hombres necesitará someterse a cirugía.

El tratamiento de esta patología con la técnica de enucleación prostática GreenLight XPS o láser verde "permite eliminar todo el tejido tumoral benigno, el adenomatoso, incluso las próstatas grandes, en una sola intervención con todo el ahorro de costes que esto supone. Algo que la anterior técnica de láser verde usada desde 2003, la fotovaporización, no conseguía, lo que implicaba una tasa de reintervenciones", apunta.

Además, posibilita realizar la intervención con régimen ambulatorio, algo que es impensable con la técnica convencional de la resección transuretral, porque supone un media de 4 o 5 días de ingreso hospitalario.

Según datos aportados por la Clínica CEMTRO, la estancia media hospitalaria con la nueva técnica de láser verde pasa a ser de 1,15 días, frente a los 3-4 que requiere la resección transuretral de la próstata y los 6 de las prostatectomías abiertas. Además, estas últimas, las cirugías tradicionales conllevan 120 minutos de quirófano frente a los 71 del láser verde.

"En nuestro centro, desde que hemos puesto en marcha la técnica con láser verde, a más del 80% de los pacientes se les da el alta el mismo día de la intervención. El 20% restante permanece ingresado por medidas de precaución, ya sea por posibles complicaciones derivadas de la edad, o por cuestiones de horarios, pero en menos de 24 horas están de camino a su domicilio sin sonda alguna", explica el doctor Mario Domínguez Esteban, adjunto del Servicio de Urología del Hospital Universitario Marqués de Valdecilla de Santander, que participa en el curso.

MENOS INVASIVA QUE LA CIRUGÍA DE RESECCIÓN TRANSURETRAL

En este centro, tras analizar los costes de 90 intervenciones realizadas en 2014, 45 con GreenLight XPS y 45 con RTUP, concluyeron que el uso de GreenLight supone un ahorro total de 10.500 euros, es decir, una media de 233 euros por intervención. Además, se evidenció que el ahorro por intervención aumenta según lo hace el número de operaciones que se realizan con láser verde.

Otra de las ventajas que aporta el láser verde o GreenLight XPS es que se trata de una técnica menos invasiva que la cirugía de resección transuretral de próstata. "Esto permite a los centros, no sólo estar a la última en cuanto a innovaciones tecnológicas sanitarias que, por otra parte, cada vez demandan más pacientes, sino mejorar la calidad asistencial que les prestamos", subraya Ernesto San Francisco, gerente de la Clínica CEMTRO.

Este sistema elimina el exceso de tejido de la próstata que obstruye el conducto urinario y supone un menor tiempo de hospitalización, de recuperación y menos efectos secundarios. Las técnicas convencionales de resección transuretral de próstata conllevaban un riesgo de complicaciones postoperatorias que se reducen ahora gracias a la técnica de vapo-enucleación con láser verde. "El riesgo de disfunción eréctil es extremadamente bajo y los problemas de incontinencia urinaria se resuelven en el 99% de los casos", concluye el doctor Gómez Sancha.

Para leer más