8 de febrero de 2019

El tejido cicatricial del tumor podría ser clave para tratar el cáncer de páncreas

El tejido cicatricial del tumor podría ser clave para tratar el cáncer de páncreas
FLICKR ED UTHMAN - ARCHIVO

MADRID, 8 Feb. (EUROPA PRESS) -

El primer estudio en el mundo que ha analizado en detalle el tejido cicatricial en el cáncer de páncreas humano ha revelado una variedad de diferentes tipos de tejido cicatricial que podrían ayudar a predecir qué pacientes responderán mejor a los tratamientos.

Esta investigación internacional, liderada por la Universidad Queen Mary de Londres y el Instituto de Investigación del Cáncer (Reino Unido), podría conducir a tratamientos personalizados, incluidas las inmunoterapias, que se centran en la cicatriz de la pared del tejido que protege el cáncer y hace que sea una enfermedad tan difícil de tratar.

"El tejido cicatricial es una barrera enorme en el tratamiento del cáncer de páncreas, donde puede formar hasta el 90 por ciento del volumen del tumor, pero todavía es poco conocido. Nuestra misión es comprender completamente cómo el tejido cicatricial influye en el comportamiento del cáncer para que podamos desarrollar tratamientos más efectivos para los pacientes con esta enfermedad, donde lamentablemente muy pocos tienen éxito", señala el coautor principal del estudio, Hemant Kocher.

El tejido cicatricial forma una pared protectora alrededor del cáncer, lo que dificulta los tratamientos que incluyen quimioterapia, inmunoterapia o radioterapia. Esto contribuye a que sea una enfermedad particularmente agresiva, con la tasa de supervivencia más baja de todos los cánceres: menos del 5 por ciento de los pacientes sobreviven durante cinco años o más.

Al analizar muestras de cáncer de páncreas de 16 pacientes en el Reino Unido, Alemania y Australia, y 50 tumores resecados quirúrgicamente de Francia, el estudio, publicado en la revista 'Journal of Pathology', ahora muestra que hay al menos cuatro tipos diferentes de tejido cicatricial, y cada uno puede influir en el cáncer de una manera diferente.

Los investigadores utilizaron un análisis computacional complejo para observar el denso tejido cicatricial que hace que el cáncer de páncreas sea tan difícil de tratar. "La identificación de los cuatro tipos de tejido cicatricial en nuestro nuevo estudio nos ayudará a comprender mejor cómo interactúan el tejido cicatricial y las células tumorales en el cáncer de páncreas, y ofrece nuevas perspectivas sobre cómo abordar esta enfermedad devastadora", comenta otro de los autores, Anguraj Sadanandam.

En el estudio, han hallado indicios tempranos de que uno de los cuatro tipos de tejido cicatricial puede ser particularmente atractivo para las células inmunitarias, que combaten las infecciones, por lo que un trabajo futuro podría determinar si los pacientes con este tipo de tejido cicatricial podrían beneficiarse de la inmunoterapia. Encontrar qué tipo de tejido cicatrizado predomina en un paciente puede indicar a los médicos en qué pacientes será más efectivo el tratamiento y en cuáles no.

Para leer más