5 de junio de 2014

Solo uno de cada tres pacientes con asma o EPOC cumplen correctamente con su tratamiento con inhaladores

MADRID, 5 Jun. (EUROPA PRESS) -

Muchos pacientes con asma o enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) utilizan inhaladores como parte de su tratamiento pero sólo en el 37,5 por ciento de los casos mantienen una correcta adherencia y cumplen lo que se les ha prescrito.

Así se desprende de un estudio con unos mil pacientes respiratorios presentados durante el congreso nacional de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR) presentados por el director del servicio de Neumología del Hospital Santa Creu i Sant Pau (Barcelona), Vicente Plaza.

Además, los resultados del estudio de validación concluyen que la falta de adherencia se debe, en mayor medida, a un comportamiento errático (58%), seguido del incumplimiento deliberado (41%) y del involuntario (27%), teniendo en cuenta que algunos pacientes cursan con más de un tipo de incumplimiento.

El estudio se realizó gracias a la aplicación del Test de Adherencia a los Inhaladores (TAI), creado especialmente pensando en las características diferenciales de la terapia inhalada y en cuya elaboración han participado Laboratorios Chiesi.

El test consta de 12 preguntas que el paciente cumplimenta en la misma consulta, en un tiempo medio de 6 minutos, acompañado de un breve cuestionario que el médico también debe completar para garantizar su objetividad.

Esta nueva herramienta tiene una ventaja más que representa un gran avance en este campo, ya que permite caracterizar el tipo de incumplimiento que presenta el paciente según si es un comportamiento errático (olvida la toma de la medicación, lo que se da frecuentemente en adolescentes), deliberado (no quiere tomarla) o involuntario (debido al escaso conocimiento de la enfermedad o del tratamiento, lo que se da normalmente en ancianos).

"Incrementar la tasa de cumplimiento terapéutico es un aspecto clave para conseguir el adecuado control de la enfermedad. Los cuestionarios existentes hasta el momento tienen carencias que podrían cuestionar su empleo, ya sea porque no fueron validados adecuadamente, por no ser específicos para los inhaladores o por ser solo aplicables a poblaciones concretas de pacientes o para determinado fármaco", ha destacado Plaza.