8 de enero de 2015

Salud incorpora dos nuevos equipos para cirugía de catarata que son menos agresivos para el paciente

Salud incorpora dos nuevos equipos para cirugía de catarata que son menos agresivos para el paciente
L

LOGROÑO, 8 Ene. (EUROPA PRESS) -

El consejero de Salud y Servicios Sociales, José Ignacio Nieto, acompañado por el jefe de servicio de Oftalmología del Hospital San Pedro, José Luis del Río, ha informado de la adquisición de dos equipos de facoemulsificación para la cirugía de catarata, que se acaban de incorporar al equipamiento del Hospital San Pedro.

Los equipos, en los que se han invertido 300.000 euros, respecto a los existentes - que contaban con 5 años de antigüedad- aportan mayor seguridad al paciente porque suministra una mejor estabilidad de la cámara anterior durante la cirugía y es menos agresiva. Destaca especialmente una mejor gestión de la emisión de ultrasonidos, y por lo tanto, resulta menos traumática para el paciente.

Hay que recordar que el único tratamiento posible y eficaz para eliminar la catarata es la cirugía, y no existen medicamentos o terapias que permitan su prevención o retrasen su aparición. La facoemulsificación consiste en quitar el cristalino opaco e implantar un lente intraocular artificial de materiales plásticos. Se realiza con una sonda ultrasónica equipada con una aguja hueca de titanio y que actúa como un cincel o escoplo sobre la catarata fragmentándola en partículas (facoemulsificación, que son aspiradas al mismo tiempo a través del conducto de la sonda de ultrasonidos. La operación dura unos quince minutos.

El Hospital San Pedro, ante la complejidad de la cirugía de catarata, siempre ha ofrecido un alto nivel de respuesta. La cirugía de cataratas, tras los partos, es el procedimiento quirúrgico más frecuente en el Hospital, con una media de 1.600 intervenciones anuales.

La intervención de catarata se lleva a cabo mediante Cirugía Mayor Ambulatoria (en un 99 por ciento de los casos); por lo que el paciente, una vez intervenido permanece un tiempo de vigilancia en las primeras horas del postoperatorio para, poder ser dado de alta, si la evolución es la adecuada.

De hecho en Oftalmología, la CMA es una cirugía recurrente para cataratas y para el resto de procedimientos quirúrgicos (cirugía vitreoretiniana, intervenciones por glaucoma). Del total de intervenciones anuales que lleva a cabo el Servicio, alrededor de 2.200, casi un 90 por ciento es mediante cirugía ambulatoria.

TRASPLANTE DE CÓRNEA

El procedimiento más complejo en Oftalmología es el trasplante de córnea, proceso en el que nuestra comunidad ha sido pionera; de hecho, la solidaridad de los riojanos ha generado más tejido del necesario para el autoabastecimiento y ha podido, en múltiples ocasiones, ceder córneas a centros de otras comunidades.

En este momento, en el Hospital San Pedro se está comenzando a realizar trasplantes lamelares (parciales) de la córnea, lo que representa una cirugía de mayor complejidad, pero unos resultados y un postoperatorio mucho más favorable para los pacientes

Está indicado fundamentalmente para aquellas patologías que alteran la forma de la córnea como es el queratocono o la transparencia, o cicatrices por traumatismos, herpes corneal o como complicación de la cirugía de catarata. Desde la apertura del Hospital San Pedro, la media de trasplantes de córnea anuales ha sido de 11 procedimientos.