7 de marzo de 2011

R.Unido.- Investigadores británicos prueban fármacos contra la reaparición de tumores cerebrales persistentes en niños

MADRID, 7 Mar. (EUROPA PRESS) -

Científicos del Centro de Investigación en Tumores Cerebrales de la Universidad de Nottingham, uno de los centros de excelencia en esta patología de Europa, investigarán las posibilidades de éxito que tiene la utilización de un grupo de fármacos denominado 'inhibidores de las histonas deacetilasas' (HDACi) para prevenir la reaparición de tumores cerebrales persistentes en niños.

Este trabajo será posible gracias a los fondos de dos grandes organizaciones benéficas: Samantha Dickson Brain Tumour Trust y Joseph Foote Charitable Trust, ambas fundadas por dos familias que perdieron niños por culpa de esta enfermedad.

Los investigadores estudiarán los ependimomas, un tipo de tumor del que menos de la mitad de los niños diagnosticados logra sobrevivir. Se trata de una clase de tumor que suele afectar a menores y que se desarrolla a partir de células que recubren los espacios llenos de fluido del cerebro denominados ventrículos.

Incluso después de la eliminación quirúrgica del tumor, combinada con quimioterapia y radioterapia, este tipo de cáncer tiene a reaparecer en una forma resistente a la terapia en hasta la mitad de los casos.

Normalmente, las células sanas utilizan 'los genes supresores tumorales' para ayudar al control de su crecimiento. Sin embargo, en ciertas células ependimomas, algunos de estos genes son desactivados por proteínas denominadas 'histonas deacetilasas', permitiendo a las células crecer y multiplicarse de manera descontrolada.

Los 'inhibidores de las histonas deacetilasas', los fármacos que se probarán en esta investigación, están diseñados para reactivar los mecanismos naturales del cuerpo contra el cáncer cerebral.

Anteriores trabajos de laboratorio han demostrado que el HDACi 'tricostatina A' hace que la mayoría de las células ependimomas crezcan más lentamente y eventualmente, mueran.

Un HDACi está siendo probado, en la actualidad, como tratamiento para adultos con otro tipo de tumor cerebral, el 'glioblastoma multiforme'.