12 de mayo de 2015

La RM digital reduce a la mitad las exploraciones de cuerpo

MADRID, 12 May. (EUROPA PRESS) -

La resonancia magnética digital reduce a la mitad la duración de las exploraciones de cuerpo, según ha informado el doctor del servicio de Radiodiagnóstico de MD Anderson Cancer Center Madrid, Javier García Prado, quien ha informado de que esta reducción ha sido posible gracias a la reconfiguración digital de todos los componentes de la máquina de resonancia, desde el imán hasta el procesamiento de imagen.

Con ello, prosigue, se ha logrado una disminución de un 40 por ciento en los niveles de ruido, lo que implica un acortamiento en los tiempos de adquisición de las imágenes. Además, el equipo incorpora las exploraciones funcionales de cuerpo completo a través de secuencias de difusión, que permiten evaluar la diseminación del tumor en el organismo y presentan "múltiples" indicaciones para otras patologías como puede ser el mieloma múltiple o el linfoma.

Otra de las mejoras que presenta este equipo es el tamaño del 'gantry', es decir, del espacio por el cual el paciente se introduce en la camilla. En este sentido, la unidad incorporada en MD Anderson Madrid cuenta con un gantry que mide 70 centímetros, lo que supone el doble del grosor de una persona con medidas estándar.

"Aparte del aumento de la comodidad y sensación de amplitud para los pacientes, especialmente para las personas de complexión gruesa, el aumento en el diámetro de la abertura por donde se introduce el paciente nos permite realizar determinadas exploraciones, como de mano o muñeca, sin que se tenga que mantener posiciones forzadas y que generan gran incomodidad", ha destacado García Prado.

EXPLORACIONES NEUROLÓGICAS AVANZADAS

Por otra parte, la resonancia magnética digital permite realizar exploraciones neurológicas avanzadas como la tractografía cerebral, cuya principal indicación en oncología es la planificación de las cirugías del sistema nervioso central. De esta forma, se consigue preservar las vías nerviosas para evitar lesiones irreversibles durante las intervenciones quirúrgicas.

Finalmente, el equipo de resonancia magnética digital de MD Anderson Cancer Center Madrid ha incorporado la tecnología 'M Dixon' que permite realizar una supresión de la grasa durante la adquisición de la imagen. Así, se elimina la señal de la grasa en los tejidos que se quieren estudiar y, por ende, se alcanza un grado de precisión mucho más alto en la detección del cáncer.

"La unidad de resonancia magnética digital de MD Anderson Madrid cuenta con siete canales de receptores, gracias a los cuales obtenemos una mayor resolución espacial de las imágenes y también una importante mejora en la resolución temporal. Todo ello se traduce en una mejor caracterización funcional de los tumores", ha zanjado García Prado.