21 de febrero de 2019

Los riesgos de la cirugía de reemplazo de hombro son más altos de lo que se pensaba

Los riesgos de la cirugía de reemplazo de hombro son más altos de lo que se pensaba
FLICKR/ LENA - ARCHIVO

MADRID, 21 Feb. (EUROPA PRESS) -

Los riesgos asociados con la cirugía de reemplazo de hombro para afecciones artríticas son más altos que los estimados anteriormente, en particular para personas menores de 60 años y mayores de 85 años, según encuentra un estudio publicado en la edición de esta semana de 'The BMJ'.

Los hallazgos muestran que uno de cada cuatro hombres de 55 a 59 años corre el riesgo de necesitar una nueva cirugía de revisión, especialmente durante los primeros cinco años posteriores a la cirugía. Además, los riesgos de eventos adversos graves (como ataques cardiacos, coágulos de sangre importantes e infecciones de tórax) dentro de los 90 días de la cirugía son mucho más altos que los estimados anteriormente, especialmente en los mayores de 85 años.

Los científicos dicen que estos riesgos deben estar más claros para los pacientes antes de optar por la cirugía, y advierten contra la "ampliación sin control" de la cirugía de reemplazo de hombro en pacientes más jóvenes y mayores. El número de reemplazos de hombro realizados se está expandiendo rápidamente. En adultos mayores de 50 años, la cirugía aumentó más de 5,6 veces, de 1.018 casos en 1998 a 5.691 en 2016.

A pesar de este crecimiento, ningún estudio ha informado sobre el riesgo de por vida de una nueva cirugía, y se consideran raros los eventos graves. Por lo tanto, un equipo de investigadores con base en la Universidad de Oxford, en Reino Unido, usó registros de mortalidad y de hospital para calcular estimaciones precisas de riesgo de eventos adversos serios y riesgo de por vida de cirugía de revisión, después de una cirugía no de reemplazo de hombro no de urgencia para la artritis.

MAYOR RIESGO DE CIRUGÍA DE REVISIÓN DURANTE LOS 5 AÑOS TRAS EL REEMPLAZO

El estudio incluyó un poco más de 58.000 procedimientos realizados en casi 52.000 adultos (de 50 años o más) en Inglaterra entre abril de 1998 y abril de 2017. La edad promedio en la cirugía fue de 72 años y el seguimiento promedio fue de 5,6 años. Las tasas de eventos adversos graves se calcularon a los 30 y 90 días tras la cirugía e incluyeron coágulos sanguíneos importantes, infarto de miocardio, infecciones, accidentes cerebrovasculares y muerte. El riesgo de revisión según la edad y el sexo se estimó en 3, 5, 10 y 15 años después de la cirugía y durante la vida del paciente.

El riesgo de por vida de una cirugía de revisión varió de una de cada 37 en mujeres de 85 años y mayores y de uno de cada cuatro en hombres de 55 a 59 años. Los riesgos de revisión fueron mayores durante los primeros cinco años tras la intervención. El riesgo de cualquier evento adverso grave a los 30 días posteriores a la cirugía fue de uno de cada 28, y a los 90 días posteriores a la cirugía fue de uno de 22.

Los eventos adversos graves se vincularon con el incremento de la edad, la enfermedad existente (comorbilidad) y el sexo masculino: una de cada nueve mujeres y uno de cada cinco hombres de 85 años de edad y mayores experimentaron al menos un evento adverso grave dentro de los 90 días.

Este es un estudio observacional, y como tal, no puede establecer la causa, y los investigadores no pueden descartar la posibilidad de que algunos factores no medidos puedan haber influido en los resultados. Sin embargo, dicen que estos riesgos son más altos de lo que se consideraba anteriormente, y para algunos podrían superar cualquier beneficio potencial.

Además, los autores señalan que los pacientes más jóvenes, especialmente los hombres, deben ser conscientes de una mayor probabilidad de fracaso prematuro en el reemplazo de hombro y de la necesidad de una cirugía de revisión de reemplazo más compleja. Y sugieren que todos los pacientes deben recibir asesoramiento sobre los riesgos de eventos adversos graves.