8 de marzo de 2012

El 7% de los pacientes adquiere una infección durante su estancia en el hospital

El 7% de los pacientes adquiere una infección durante su estancia en el hospital
FENIN

MADRID, 8 Mar. (EUROPA PRESS) -

   Siete de cada cien pacientes adquieren una infección nosocomial durante su ingreso en el hospital, siendo las más frecuentes las urinarias, respiratorias y las del lecho quirúrgico. En general, cerca de cuatro millones de personas desarrollan una infección cada año en Europa de las que alrededor de 40.000 fallecen, según la Federación española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin).

   "La Unión Europea establece que es posible reducir los casos de infecciones en el entorno hospitalario pues se conocen sobradamente los mecanismos de transmisión y existen a disposición de los profesionales sanitarios tecnologías e innovaciones en materia de control de infecciones que pueden aplicarse de forma inmediata", ha asegurado el coordinador de la Comisión de Seguridad en la Atención Sanitaria de Fenin, José Luis Gómez, durante la jornada sobre 'Prevención de Infecciones Nosocomiales', organizada por el servicio vasco de salud, la Fundación Tecnología y Salud, y Fenin.

   Los quirófanos, conductos de aire acondicionado, el uso de instrumental médico mal esterilizado, la reutilización de productos de un solo uso, la falta de elementos de protección personal o un lavado de manos inadecuado favorece la extensión de virus, hongos y bacterias que provocan las infecciones nosocomiales.

   En este sentido, los expertos consideran la descontaminación ambiental, la limpieza de las habitaciones, el lavado de manos y la esterilidad en la implantación de catéteres, sondas vesicales u otros elementos para el diagnóstico o el tratamiento como medidas costo-eficaces, ya que al prevenir la infección se evitan costes derivados del tratamiento de la misma o una nueva estancia hospitalaria.

   "Los centros hospitalarios no deben centrarse solo en tratar a los enfermos, sino en prevenir efectos adversos. De esta forma, no solo se logra mejorar la calidad sino que además se reducen costes en la atención sanitaria", ha insistido Gómez.

    Además, los expertos consideran imprescindible la implicación de todos los profesionales sanitarios en la formación en este campo. "La implicación de la gerencia del hospital es imprescindible para el desarrollo de una cultura de prevención, el desarrollo de protocolos y guías de prevención y la inversión en tecnología innovadora que elimine y prevenga las infecciones", ha argumentado este experto.

   Los expertos estiman en más de 7.000 millones de euros anuales el coste asociado a estas infecciones, sin tener en cuenta los indirectos relacionados con la pérdida de actividad laboral.