5 de febrero de 2015

El móvil ya es capaz de diagnosticar enfermedades infecciosas

El móvil ya es capaz de diagnosticar enfermedades infecciosas
SAMIKSHA NAYAK, COLUMBIA ENGINEERING

MADRID, 5 Feb. (EUROPA PRESS) -

    Unos 500 millones de personas a nivel mundial podrían usar aplicaciones móviles para el cuidado de la salud durante este año; el desarrollo de los teléfonos inteligentes está permitiendo ir un paso más allá de la información sanitaria hasta el punto de convertirse en pequeños laboratorios clínicos, capaces de analizar mediante dispositivo adheridos el riesgo en diferentes enfermedades.

   Este es el caso de un nuevo accesorio de bajo coste creado por el equipo de investigadores, dirigido por Samuel K. Sia, profesor asociado de ingeniería biomédica en la Escuela de Ingeniería y Ciencias Aplicadas de la Universidad de Columbia, en Nueva York, Estados Unidos, para teléfonos inteligentes que puede realizar una prueba de punto de atención (POCT, por sus siglas en inglés) que detecta simultáneamente tres marcadores de enfermedades infecciosas con la sangre de un pinchazo en el dedo en sólo 15 minutos.

   El dispositivo replica, por primera vez, todas las funciones mecánicas, ópticas y electrónicas de un análisis de sangre de laboratorio. En concreto, realiza un test de inmunoabsorción ligado a enzimas (ELISA, por sus siglas en inglés) sin necesidad de energía almacenada: toda la potencia necesaria se extrae del smartphone. Realiza un inmunoensayo triple no disponible actualmente en un solo formato de prueba: anticuerpos contra el VIH, anticuerpos treponémicos específicos para la sífilis y anticuerpos no treponémicos para la infección por sífilis activa.

   Se trata de un pequeño dispositivo que se conecta fácilmente a un teléfono inteligente o un ordenador y que se puso a prueba recientemente por los trabajadores de salud en Ruanda con sangre obtenida a través de un pinchazo en el dedo de 96 pacientes que se fueron inscribiendo en clínicas de prevención de la transmisión madre-hijo o centros de asesoramiento y pruebas voluntarias.

   El equipo de Sia, cuyo trabajo se detalla en la edición de este miércoles de 'Science Translational Medicine', quería fabricar sobre su trabajo previo en la miniaturización de hardware de diagnóstico para un rápido diagnóstico de VIH, sífilis y otras enfermedades de transmisión sexual. "Sabemos que el diagnóstico precoz y el tratamiento de las mujeres embarazadas pueden reducir en gran medida las consecuencias adversas para las madres y sus bebés", subraya Sia.

   "Nuestro trabajo demuestra que se puede hacer un inmunoensayo de calidad de laboratorio en un accesorio para teléfono inteligente --resalta Sia--. Acoplar microfluidos con los últimos avances en electrónica puede hacer disponibles ciertos diagnósticos de laboratorio para casi cualquier población con acceso a teléfonos inteligentes. Este tipo de capacidad pueden cambiar la manera en la que se prestan los servicios de salud en todo el mundo".

PUEDE VALER UNOS 30 EUROS

   El equipo desarrolló la herramienta de manera pequeña y ligera para que cupiera en una mano y para realizar las pruebas en casetes desechables de plástico con reactivos precargados, donde zonas específicas de la enfermedad proporcionan una lectura objetiva, al igual que una prueba ELISA. Sia estima que el dispositivo tendrá un coste de fabricación de 34 dólares (29,8 euros), muy por debajo de los 18.450 que el equipo típico para realizar ELISA.

   El equipo hizo dos innovaciones principales para lograr un bajo consumo de energía, una necesidad en lugares que no siempre hay electricidad. "Nuestro dispositivo presenta nuevas capacidades para una amplia gama de usuarios, desde los proveedores de atención de salud hasta los consumidores", afirma Sia.

Para leer más