Investigadores españoles crean una nueva metodología para la rehabilitación personalizada de pacientes con daño cerebral

Investigadores españoles crean una nueva metodología para la rehabilitación personalizada de pacientes con daño cerebral
1 de octubre de 2018 PIXABAY - ARCHIVO

MADRID, 1 Oct. (EUROPA PRESS) -

Investigadores de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), en colaboración con el hospital Instituto Guttmann, ha diseñado una nueva metodología de evaluación motora de la extremidad superior de los pacientes de daño cerebral adquirido.

La herramienta está basada en el uso de métodos de modelado del conocimiento con los que se realiza un análisis preciso de los movimientos, lo que mejora la sensibilidad de los diagnósticos y el tiempo necesario para realizar la evaluación.

Asimismo, la evaluación motora de la extremidad superior de pacientes con daño cerebral adquirido se realiza habitualmente mediante test clínicos subjetivos, los cuales se caracterizan por ser altamente dependientes de los criterios y experiencia del examinador, así como de factores del entorno que pueden alterar los resultados.

"El creciente número de pacientes con daño cerebral adquirido y la falta de herramientas de valoración objetiva estandarizada, hace necesaria la creación de nuevos métodos que permitan modelar, cuantificar, evaluar e interpretar de manera detallada y precisa el movimiento de la extremidad superior", ha explicado la investigadora del grupo de Bioingeniería y Telemedicina de la ETSI de Telecomunicación de la UPM, Mailin A. Villán Villán.

Y esto es precisamente lo que han hecho investigadores de la UPM especializados en ingeniería de la neurorrehabilitación en colaboración con el Hospital Institut Guttmann, quienes han empleado métodos de modelado del conocimiento asociado a la realización de los movimientos de la 'Evaluación Fugl-Meyer' de la extremidad superior.

De esta forma, han creado modelos cinemáticos de referencia para ser usados como línea base en el análisis de movimientos patológicos. Al mismo tiempo, los expertos han realizado el cálculo de métricas para la obtención de parámetros que caracterizan el movimiento con el fin de poder diferenciar entre movimientos realizados por sujetos sanos y por pacientes afectados de daño cerebral adquirido.

"El gran volumen de nuevos datos generados por la herramienta de evaluación es el gran potencial de esta investigación, porque permite interpretar el estado de la función motora de cada paciente con un nivel de detalle superior al disponible usando solo test clínicos subjetivos. Además, posibilita el desarrollo de nuevas aplicaciones de análisis y explotación de datos, planificación terapéutica, seguimiento de la evolución de la función motora de los pacientes y, lo que es muy importante también, reduce significativamente el tiempo de evaluación de los pacientes con daño cerebral adquirido", ha zanjado la investigadora.