17 de noviembre de 2020

La gasometría arterial, una prueba de gases en la sangre

La gasometría arterial, una prueba de gases en la sangre
Gasometría arterial, análisis de sangre desde la arteria de la muñeca. - GETTY - ARCHIVO

MADRID, 17 Nov. (EDIZIONES) -

La gasometría arterial es la medición de los gases disueltos en una muestra de sangre (arterial o venosa) por medio de un gasómetro. "Es la mejor prueba para el estudio del intercambio pulmonar de gases y el equilibrio ácido-base", según defiende la Fundación para la Formación e Investigación Sanitarias de la Región de Murcia (FFIS).

A su vez, y en una entrevista con Infosalus, María Esther Gorjón Peramato, enfermera de Emergencias y vocal nacional de Enfermería de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (SEMES) detalla que se trata de la extracción de una muestra de sangre mediante la punción de una arteria y que permite medir la cantidad de oxígeno, de dióxido de carbono y del pH que hay en la sangre.

Según destaca, la gasometría arterial es una de las pruebas analíticas más frecuentemente solicitada, ya que es rápida, barata y de fácil interpretación. "Generalmente se realiza la prueba a personas que presentan insuficiencia respiratoria aguda o crónica, o alteraciones metabólicas graves", añade la experta de SEMES; mientras que la FFIS señala que se suele realizar en casos de parada cardiorespiratoria, cuando una persona se encuentra en coma, o en un cuadro de EPOC reagudizado, o bien que presenta tromboembolismo pulmonar o en una descompensación diabética, por ejemplo.

La enfermera de Emergencias detalla que para realizar la prueba, el paciente no precisa de ninguna preparación especial, y concreta que, a pesar de ser un análisis de sangre, no es necesario estar en ayunas.

"Generalmente se extrae la sangre de la arteria radial, que se localiza en la muñeca. Todas las sociedades científicas recomiendan el uso de anestesia local al realizar la técnica de punción arterial, ya que suele ser bastante dolorosa", subraya Gorjón.

Durante el procedimiento ve muy importante también que el paciente no se mueva, y tras la extracción señala que es necesario comprimir en el lugar de la punción durante 3-4 minutos. "Si el paciente está tomando un tratamiento anticoagulante debe mantenerse la presión durante más tiempo aún", agrega.

¿QUÉ NOS PUEDE INDICAR?

La vocal nacional de Enfermería de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias indica además que esta prueba es muy importante porque ayuda a diagnosticar, a establecer la gravedad, y a hacer un seguimiento de las enfermedades que afectan al intercambio de gases, como podría ser el caso de la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC). "Además, aporta información sobre el estado metabólico y el equilibrio ácido-básico del organismo", añade.

En este contexto, la enfermera de Emergencias recalca que la gasometría arterial es un estudio de muy bajo riesgo y, señala que, en el caso de que el paciente sea portador de oxígeno y se necesita saber la cantidad de oxígeno basal en sangre, el paciente debe desconectar el oxígeno durante 20 minutos previos al análisis. "Es una técnica que se realiza generalmente por enfermeras", aprecia la especialista de SEMES.

Desde la Biblioteca Nacional de Estados Unidos remarcan que se debe comunicar al personal de Emergencias en aquellos casos en los que se estén tomando anticoagulantes, como podría ser el ácido acetilsalicílico o aspirina.

"Este examen se utiliza para evaluar enfermedades respiratorias y padecimientos que afectan los pulmones. Ayuda a determinar la efectividad de la oxigenoterapia. El examen también suministra información acerca del equilibro acidobásico del cuerpo, el cual puede revelar indicios importantes acerca del funcionamiento del pulmón y del riñón, y del estado metabólico general del cuerpo. Éste es el proceso físico y químico en el cuerpo que convierte o usa energía", valora la entidad.

Contador

Lo más leído