3 de junio de 2015

La estimulación del nervio vago mejora los dolores de cabeza en cerca de un 40% de los pacientes

La estimulación del nervio vago mejora los dolores de cabeza en cerca de un 40% de los pacientes
EP/CUN

PAMPLONA, 3 Jun. (EUROPA PRESS) -

La neuroestimulación vagal es una nueva terapia que consigue reducir a la mitad los días de dolor de cabeza en cerca de un 40 por ciento de los pacientes. El tratamiento consiste en estimular el nervio vago y la Clínica Universidad de Navarra es uno de los dos centros españoles que lo aplica.

Además, desde el centro hospitalario navarro se comenzará en breve un ensayo clínico para validar la eficacia de la nueva terapia en una muestra más amplia de pacientes. En el estudio participarán diferentes centros sanitarios europeos, según ha informado la CUN en un comunicado.

A día de hoy, los tratamientos existentes para las cefaleas pueden dividirse en dos modalidades: fármacos para controlar las crisis de dolor de cabeza cuando aparecen y tratamiento preventivo para reducir su frecuencia y la intensidad de los episodios. Sin embargo, ha añadido, muchos pacientes no responden adecuadamente a los tratamientos disponibles o presentan efectos secundarios que limitan su uso.

En la actualidad han comenzado a surgir nuevos tratamientos contra los dolores de cabeza entre los que figura la neuromodulación. Se trata del uso de "dispositivos que se implantan mediante una cirugía o bien, dispositivos portátiles que no precisan cirugía", describe el doctor Pablo Irimia, especialista del Departamento de Neurología de la Clínica Universidad de Navarra que ya ha tratado a pacientes indicados mediante estimulación eléctrica del nervio vago.

"La ventaja de este tipo de dispositivos es que se toleran muy bien. La experiencia ha demostrado que no existen efectos adversos graves y los leves son fácilmente tolerables", asegura el especialista.

Así, en el tratamiento de los cefaleas, "uno de los dispositivos más prometedores es el estimulador no invasivo del nervio vago, que es portátil, y se aplica el propio paciente sobre la piel", indica el neurólogo.

UNA TÉCNICA NO INVASIVA QUE ALIVIA EL DOLOR DE CABEZA

La técnica consiste en la estimulación eléctrica del nervio vago en dos dosis de 90 segundos con 5 minutos de descanso entre ambas. En general, se aplica entre dos y tres veces al día. El procedimiento serviría tanto para la prevención, en caso de dolores de cabeza crónicos, como para el tratamiento de las crisis agudas.

La estimulación eléctrica llega desde el nervio vago hasta la zona central del cerebro, encargada de controlar los dolores de cabeza, migrañas o cefaleas. "Una vez que se ha aplicado el estimulador al nervio vago, se impide la liberación de determinados mediadores bioquímicos facilitando que el dolor no sea continuo", apunta el especialista.

Para leer más