30 de septiembre de 2014

Estados Unidos planea acelerar la llegada de militares a Liberia para ayudar en la lucha contra el ébola

MONROVIA, 30 Sep. (Reuters/EP) -

Estados Unidos planea aumentar rápidamente su presencia en Liberia, donde los militares se están desplegando para ayudar a la nación africana a detener el avance de la peor epidemia de ébola, según ha informado este lunes Darryl Williams, el general a cargo de la misión.

"Se trata de una cuestión de urgencia y velocidad", ha señalado Williams a un grupo de periodistas en la capital de Liberia, Monrovia, donde ha concretado que ahora mismo dispone de 175 soldados en el país y otros 30 en países cercanos, con los que empieza a "configurar el centro logístico", esperando la llegada del resto de militares.

El presidente estadounidense, Barack Obama, anunció hace dos semanas el despliegue de 3.000 efectivos militares en Monrovia, con el objetivo de coordinar esfuerzos en la lucha internacional contra el virus. En cualquier caso, Williams ha recordado que serán las Fuerzas Armadas de Liberia quienes lideren los esfuerzos.

Entre los planes del contingente estadounidense está la construcción de 17 centros de tratamiento, el entrenamiento a miles de trabajadores del sector sanitario, así como el establecimiento de un centro de control militar --donde se ubicarán los militares-- para coordinar los esfuerzos.

"Existe una brecha significativa entre donde estamos y donde necesitamos estar", ha dicho Obama respecto a la respuesta internacional al mortal brote de ébola en África Occidental. "Detener el ébola es una prioridad para Estados Unidos", aseguró en una reunión sobre ébola al margen de la Asamblea General de Naciones Unidas, en Nueva York.

"Más naciones deben contribuir con bienes y capacidades críticas, ya sea transporte aéreo, evacuación médica, trabajadores del cuidado de la salud, equipamiento o tratamiento", añadió el mandatario.

Según los últimos datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), el brote ha dejado ya 3.091 muertos y más de 6.200 casos en Liberia, Sierra Leona, Guinea y Nigeria.