4 de febrero de 2016

Detectar enfermedad mental en discapacitados intelectuales, posible con un test

Detectar enfermedad mental en discapacitados intelectuales, posible con un test
EUROPA PRESS/CARIOTIPOMH5

MADRID, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Fundación Carmen Pardo-Valcarce (FCPV) ha validado por primera vez en España un test de detección de enfermedades mentales en personas con discapacidad intelectual denominado PAS-ADD Checklist, que permite al profesional determinar la presencia de desórdenes en este colectivo para que puedan derivarse a especialistas en salud mental.

La FCPV ha realizado la validación del cuestionario al español y lo ha puesto de forma gratuita a disposición de todos los centros del país que trabajan al servicio de las personas con discapacidad intelectual y, en especial, aquellos que abordan problemas de salud mental.

Es el instrumento de referencia en todos aquellos países en los que se brinda una atención específica a la salud mental de las personas con discapacidad intelectual. Hasta la fecha, en España no se disponía de un instrumento con estas características.

Los resultados de este estudio se han presentado en la Fundación Carmen Pardo-Valcarce, durante la Jornada Técnica de celebración del décimo aniversario de DIEM (centro pionero que presta atención a personas con discapacidad intelectual que además presentan problemas de salud mental), en la que participaron, además de la presidenta de la Fundación, Almudena Martorell; el concejal

de Salud, Seguridad y Emergencias del Ayuntamiento de Madrid, Javier Barbero; el director general de Atención a Personas con Discapacidad, Jorge Jiménez de Cisneros; y el responsable de calidad de los servicios psicosociales de la Fundación Carmen Pardo-Valcarce, Alberto Alemany.

El diagnóstico temprano de estos trastornos permite establecer

intervenciones adecuadas que inciden enormemente en la calidad de vida de las personas con discapacidad intelectual. "Las personas con discapacidad intelectual (DI) son más vulnerables, lo que provoca que un tercio presente algún trastorno de salud mental sin diagnosticar", ha explicado Martorell.

"La sintomatología de enfermedad mental en una persona con discapacidad intelectual difiere de la clínica habitual. Al no poder manifestar su malestar verbalmente, suelen expresar su trastorno a través de conductas como el aislamiento o la autolesión, entre otras", ha afirmado el responsable del servicio DIEM de la Fundación, Alfonso Álvarez-Monteserín.

El servicio DIEM trata diagnósticos duales. Es decir, presta atención a personas con discapacidad intelectual que, además, presentan algún problema de salud mental. "Estos pacientes tienen necesidades considerables de apoyo y su calidad de vida puede resultar seriamente dañada si no se trata adecuadamente. De ahí la necesidad de contar con herramientas específicas que permitan la evaluación y diagnóstico de la salud mental en personas con discapacidad intelectual", han explicado.