18 de marzo de 2015

El control de posibles crisis epilépticas, clave para prevenir muertes súbitas inexplicadas

MADRID, 18 Mar. (EUROPA PRESS) -

Mejorar el control de las crisis en pacientes con epilepsia resistente a fármacos es clave para prevenir casos de muerte súbita inexplicada, que afectan cada año a nueve de cada mil afectados con epilepsias graves o crisis frecuentes.

Así lo ha reconocido la directora de la Unidad de Epilepsia del Hospital Clínic Barcelona, Mar Carreño, que ha coordinado un encuentro sobre nuevas evidencias en este campo organizado por Bial y Eisai Farmacéutica.

Esta experta ha reconocido que para prevenir este problema es necesario "controlar de manera óptima las posibles crisis" monitorizando a los pacientes y supervisándolos durante la noche, para que éstos "tomen correctamente la medicación".

E incluso si el paciente lo requiere y las crisis no se consiguen controlar, "sería necesario recurrir a la cirugía", ha añadido Carreño.

Asimismo, durante la jornada se han abordado los últimos avances en el desarrollo del acetato de eslicarbazepina (ESL), un antiepiléptico que posee un metabolismo diferente de las otras moléculas de la misma familia, como carbamazepina (CBZ) y oxcarbazepina (OXC).

En comparación con este último fármaco, por ejemplo, ofrece hasta cinco veces más S-licarbazepina (metabolito activo) que ejerce su acción en el cerebro. "Además, se ha comprobado que produce una liberación gradual de este compuesto al cerebro, lo que explica el mejor perfil de tolerabilidad", ha apuntado Rodrigo Rocamora, del Hospital del Mar de Barcelona.

Para leer más