30 de marzo de 2015

Se confirma el éxito de los trasplantes fecales

  • Se confirma el éxito de los trasplantes fecales
GETTY//SKALAPENDRA

MADRID, 30 Mar. (INFOSALUS) -

   Aunque suene desagradable, el trasplante de materia fecal es más exitoso para el tratamiento de infecciones por 'Clostridium difficile' de lo que se pensaba. Esta basado en la repoblación con una flora intestinal normal a través de una transmisión del contenido fecal de pacientes normales.

   Las infecciones por 'Clostridium difficile' son un problema cada vez mayores, lo que lleva a casos recurrentes de diarrea y dolor abdominal severo, con miles de muertes en todo el mundo cada año. Se cree que la infección actúa invadiendo el microbioma intestinal, el ecosistema de microorganismos que mantienen un intestino sano.

   El trasplante de microbiota fecal fue desarrollado como un método para tratar la infección por 'C. Difficile' y es particularmente exitoso en pacientes que sufren repetidas infecciones. La materia fecal se recoge de un donante, se purifica, se mezcla con una solución salina y se coloca en el paciente, por lo general mediante colonoscopia.

   Investigaciones anteriores han demostrado que la microbiota fecal de los pacientes se asemeja a la del donante, pero no se sabe mucho sobre la estabilidad a corto y largo plazo de la microbiota fecal trasplantada en los receptores.

   En esta investigación, Michael Sadowsky y sus colegas de la Universidad de Minnesota, Estados Unidos, recogieron muestras fecales de cuatro pacientes antes y después de sus trasplantes fecales. Tres pacientes recibieron el preparado de microbiota de la materia fecal y a un paciente se le trasplantó microbiota fecal que previamente había sido congelada. Todos recibieron la microbiota fecal del mismo donante.

   El equipo comparó las comunidades microbianas fecales pre y post-trasplante de los cuatro pacientes, así como de diez pacientes adicionales con recurrentes infecciones por 'C. Difficile' con las secuencias de sujetos normales descritas en el 'Proyecto Microbioma Humano'. Además, se analizaron los cambios en la composición bacteriana fecal de los receptores a través del tiempo y se compararon con las modificaciones observadas en las muestras del donante.

   Sorprendentemente, después del trasplante, las muestras de los pacientes parecían mantener cambios en su microbioma durante un máximo de 21 semanas y continuaron dentro del espectro de la microbiota fecal caracterizada como saludable. "Nuestro estudio muestra que hay dos cambios, a corto y largo plazo, en el microbioma fecal después del trasplante", resalta Michael Sadowsky.

   Aunque existen muchas similitudes en la microbiota fecal entre los seres humanos en general, hay diferencias individuales que nos hacen a todos únicos, pero no afectan aparentemente al funcionamiento intestinal, según estos expertos.